Tras el cierre de la pesquería entre 2005 y 2010 y mejoras en las medidas de gestión aplicadas, la obtención del certificado MSC, el estándar medioambiental de pesca extractiva más reconocido a nivel mundial, supone un hito muy importante para la flota y un reconocimiento al trabajo conjunto en favor de la sostenibilidad tanto de la flota, como de la administración y los organismos científicos. La certificación ha sido obtenida después de una evaluación independiente, mediante un proceso participativo llevado a cabo por la certificadora Bureau Veritas  bajo el estándar del MSC para la pesca sostenible. La evaluación ha demostrado que la población de anchoas está en una situación saludable y que la pesquería está bien gestionada, con un impacto mínimo en el ecosistema marino. 

Organizaciones de Productores Vascas y Cofradía de Laredo se unen en el compromiso con la buena gestión ambiental

Las flotas integrantes de la Unidad de Certificación han decidido someterse de forma conjunta a la evaluación completa de MSC con el objetivo de demostrar la sostenibilidad de sus prácticas pesqueras. A resultas de la certificación, podrán ofertar la anchoa del Cantábrico con la certificación MSC resultando un producto de gran valor añadido por la calidad del origen Cantábrico y las credenciales de sostenibilidad que aporta el programa MSC. 

Las Cofradías han decidido establecer un certificado abierto lo que permite compartir esta certificación con otras cofradías y barcos cerqueros de la flota del Cantábrico que podrán ser elegibles para unirse a la certificación.

Las operaciones para la pesquería de anchoa tienen lugar en el mar Cantábrico y el arte de pesca utilizado es el cerco, un arte de pesca de superficie que, de acuerdo al informe elaborado por los auditores, genera bajas capturas incidentales.  La Unidad de Certificación está compuesta por 58  barcos cuyas capturas sumaron 7000 toneladas en 2013. Las principales capturas se producen de marzo a junio.

Declaraciones de la flota

Miren Garmendia, secretaria de la Federación de Cofradías de Pescadores de Gipuzkoa ha comentado en nombre de la flota certificada: “Los pescadores de anchoa del Cantábrico llevamos años defendiendo una pesca responsable, utilizando un arte de pesca como es el cerco selectivo. Igualmente, hemos promovido y defendido a nivel Europeo apoyándonos en el conocimiento de los científicos un plan de gestión para esta pesquería cuyos frutos hoy estamos viendo. La recuperación de esta pesquería hace unos años cerrada es evidente.

Los pescadores de anchoa vascos y de Laredo hemos querido con la certificación MSC dar un paso más. Buscamos con la certificación poner en valor nuestra anchoa en el mercado tanto a nivel nacional como internacional. Queremos que nuestra pesquería de anchoa del cantábrico sea conocida en el mundo, por su calidad y también por el buen hacer de nuestros pescadores, y que quien compre nuestra anchoa del Cantábrico, el consumidor final sepa que está comprando una anchoa que ha sido capturada conforme a los estándares de sostenibilidad reconocidos internacionalmente y que claramente sepa de dónde procede esa anchoa, su origen CANTABRICO.”

La certificación de la flota de anchoa del Cantábrico ha contado con el apoyo del Gobierno Vasco

Leandro Azkue, director de Pesca y Acuicultura del Gobierno Vasco ha declarado en la rueda de prensa esta mañana: “MSC es uno de los estándares de sostenibilidad más importantes que existen a nivel internacional avalado por la comunidad científica y cada vez más apoyado por los consumidores a nivel internacional. La certificación corrobora que nuestra flota realiza una pesca sostenible y la posiciona en la esfera mundial.”

Interés comercial por la anchoa del Cantábrico con ecoetiqueta MSC

Los consumidores de manera creciente buscan la credencial de sostenibilidad que aporta la certificación MSC, pero además la calidad reconocida del Cantábrico y la cercanía de este caladero. Por ello existe un gran interés comercial a nivel nacional y europeo por la anchoa del Cantábrico con la certificación MSC y ahora partir de hoy, toda la anchoa capturada por estas cofradías es elegible para portar la ecoetiqueta azul del MSC. La ecoetiqueta MSC asegura al consumidor que el producto del mar proviene de una pesquería sostenible galardonada con la certificación MSC, constituyendo así una forma fácil y rápida a la hora de hacer la mejor elección medioambiental en productos del mar. 

Laura Rodríguez, responsable de MSC para España y Portugal ha comentado: “Felicitamos a la flota vasca y a la Cofradía de Laredo por su iniciativa pionera en Europa de someterse a la evaluación MSC para sus capturas de anchoa. Es una gran noticia que las Cofradías hayan superado con éxito la evaluación independiente respecto a nuestro estándar. Demuestra además que la buena gestión ha permitido la recuperación de este caladero y que la flota apuesta por las mejores prácticas y con un compromiso por la sostenibilidad del recurso a largo plazo”.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de