En rueda de prensa, Arias Cañete ha minimizado los riesgos porque asegura que del citado informe no se deriva una petición de prohibición de la munición de plomo por parte de la citada agencia al Ministerio de Sanidad y ha agregado que, en todo caso, los riesgos que apunta se refieren "concretamente a dos ámbitos: embarazadas y niños menores de seis años".

Además, ha agregado que se limita a una recomendación de no alimentación de especies abatidas con plomo para las embarazadas, que ya tienen otras restricciones alimenticias, y niños menores de seis años".

En todo caso, ha asegurado que su departamento va a leer "con toda la atención" el documento y que tomará las "determinaciones pertinentes". Por ello, ha dicho que está "en contacto con la ministra de Sanidad" con quien está analizando la cuestión "en toda su dimensión".

 Arias Cañete ha subrayado que lo se debe garantizar es que la caza se desarrolle en condiciones tales que los productos cinegéticos lleguen al mercado no afecten a la salud de las personas. "De momento nos dicen que los riesgos son bajos, pero nosotros nos los tomamos muy en serio y a partir de ese momento tomaremos las decisiones pertinentes", ha apostillado.

Finalmente, ha dicho que entre las competencias de su departamento no está la de determinar la munición de los proyectiles, sino la caza.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de