Así, Planas ha asegurado que el Gobierno andaluz "en ningún caso pretende paralizar el desarrollo de la costa andaluza, donde actualmente, según datos preliminares, existen unos 30 millones de metros cuadrados en sectores de suelo urbanizable ordenado con plan parcial aprobado dispuesto para su inmediata urbanización, con capacidad para la construcción de unas 40.000 viviendas".

Por lo tanto, ha subrayado Planas, "esta nueva norma no va a frenar ni a impedir ninguno de los proyectos ya desarrollados urbanísticamente en la costa andaluza", sino que las diferentes medidas de protección que contempla vienen a impulsar un desarrollo turístico basado en un modelo de calidad que responda al "potencial que atesora". Por ello, este plan, que actualmente se encuentra en fase de elaboración, es "imprescindible para ganar en competitividad, para garantizar el desarrollo económico de Andalucía" y de su turismo, que "debe mantenerse en los estándares de calidad que hemos tenido siempre y que han sido muy buenos. Es justo esto lo que persigue el Plan de Protección del Corredor Litoral de Andalucía".

El responsable del Gobierno andaluz ha destacado que proteger el litoral es el primer paso para diseñar este modelo de futuro. "Se trata de mantener y mejorar los valores y potencialidades de nuestras costas, y esto implica un equilibrio que pasa por crecer sin destruir", ha añadido.

El otro objetivo fundamental es incentivar la revisión del planeamiento municipal para adecuar la planificación urbanística de los ayuntamientos a la realidad actual y a las exigencias de sostenibilidad fijadas por el Plan de Ordenación del Territorio de Andalucía (POTA).



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de