Además, a través del Instituto Aragonés del Agua se están construyendo tres plantas más, que combinan la depuración biológica con la producción de energía renovable a partir de la biometanización del purín
 
El Departamento de Medio Ambiente gestiona 26 millones de euros en el tratamiento de purines a través del Plan de Purines y del proyecto europeo LIFE ES-WAMAR, con los que se han puesto cuatro plantas de tratamiento y gestión de purines y dos zonas de valorización agrícola. Además, a través del Instituto Aragonés del Agua, se están construyendo otras tres plantas que, además de la depuración biológica, incluyen la producción de energía renovable a partir de la biometanización del purín.

En Aragón hay más de cinco millones de plazas de porcino, que generan unos 13 millones de metros cúbicos de purín al año con un alto índice de contaminación, tanto de suelos como de agua, como por la emisión de gases de efecto invernadero a la atmósfera. Gracias a estas iniciativas, se están poniendo en marcha proyectos de colaboración en aquellas comarcas con un alto índice de ganadería intensiva porcina y, por lo tanto, con mayores problemas de contaminación derivados de esta actividad ganadera.

A través de estos proyectos, el Departamento de Medio Ambiente ha impulsado la gestión sostenible de los purines, a través de la colaboración entre la Administración, los ganaderos y los agricultores, con el objetivo de que el estiércol se utilice de forma sostenible ya que, tratado correctamente, es un fertilizante orgánico de gran valor. De esta forma, se utiliza un abono natural, se reducen los impactos medioambientales que pueden generar los purines y se  crea una nueva actividad económica en el medio rural.

Plan de Purines

El proyecto LIFE ES-WAMAR es un proyecto piloto de gestión de los purines en Aragón, coordinado por la empresa pública SODEMASA, y desarrollado en la Comarca del Maestrazgo y en los municipios de Tauste y Peñarroya de Tastavins.

Ha contado con un presupuesto de 7 millones de euros y, tras cuatro años de trabajo, ha presentado los resultados de esta iniciativa de gestión colectiva encaminada a la sostenibilidad y la reducción de los efectos medioambientales de dicha actividad ganadera.

Actualmente, 150 ganaderos de porcino y 450 agricultores de las comarcas de Maestrazgo, Cinco Villas y Matarraña/Matarranya colaboran en los tres Centros Gestores de Estiércoles que se han creado y en los que trabajan cerca de 20 personas. Se trata de empresas sin ánimo de lucro que trabajan como nexo de unión entre ganaderos y agricultores para gestionar correctamente el purín con la aplicación de las mejores técnicas disponibles. En función de las características de la zona, cada centro gestor ha adaptado su forma de trabajo bien sea mediante valorización agrícola, transporte y almacenamiento o tratamiento si resulta necesario.

En el caso de Tauste, están asociadas 69 granjas, que producen 400.000 m3 de purín, y 358 agricultores, con 16.700 ha. El centro gestor ha gestionado 210.000 metros cúbicos de purín en 2010 con los que se han fertilizado 2.500 hectáreas de cultivo. La utilización del purín como fertilizante orgánico en sustitución del fertilizante mineral ha permitido una reducción estimada de 3.500 toneladas equivalentes de CO2 en 2010.

En el caos de la comarca de Maestrazgo, hay 48 granjas y 95 agricultores asociados. Los resultados de todo este sistema, coordinado por Servicios Integrales del Maestrazgo, son cuantificables en los 82.000 metros cúbicos de purín gestionados en 2010 y en las 1.500 hectáreas fertilizadas en la zona.

En el caso de Peñarroya de Tastavins, hay 39 explotaciones asociadas que generan 90.000 m3 de purín y se han tratado 45.000 metros cúbicos en 2010. En este caso, se ha construido una planta de tratamiento biológico, que a través de una red de colectores, conectan las explotaciones directamente con la planta, reduciendo de esta forma los costes y las emisiones de transporte.

Proyecto LIFE MANEV

Como continuidad a ES-WAMAR se ha iniciado un nuevo proyecto LIFE MANEV de 4 años de duración con un presupuesto de 4 millones, coordinado por SODEMASA y en el que participan el GIRO (Cataluña), CEBAS-CSIC (Murcia),  ITACyL (Castilla y León), el C.R.P.A. (Italia),  Universidad de Milan (Italia), la región Polaca de Warmian-Mazury Voivodship y la Universidad de Aarhus (Dinamarca). El objetivo es analizar y mejorar los sistemas de tratamiento de purín en las zonas excedentarias.

Además del proyecto LIFE ES-WAMAR, a través del Instituto Aragonés del Agua, el Departamento de Medio Ambiente está materializando la puesta en funcionamiento de 4 plantas de tratamiento de purín con una inversión de casi 20 millones de euros. Estas plantas están ubicadas en los municipios de Zaidín (Huesca), Capella (Huesca), Valderrobres (Teruel) y Peñarroya de Tastavins (Teruel) y combinan la depuración biológica con la producción de energía renovable a partir de la biometanización del purín. El objetivo es avanzar hacia un modelo de gestión integral de estiércoles en Aragón.

En el caso de Peñarroya de Tastavins, la inversión prevista es de 2,4 millones de euros. La capacidad es de 120.000 metros cúbicos de purín al año y la reducción de 91.560 toneladas equivalentes de CO2 al año. En Zaidín se van a invertir 7 millones de euros. La capacidad de tratamiento es de 180.000 metros cúbicos de purín al año y se reducirán unas 137.340 toneladas equivalentes de emisiones de CO2 anuales.

La inversión en la planta de Capella es de 3,7 millones de euros. La capacidad de tratamiento es de 60.000 metros cúbicos de purín al año y la reducción es de 45.780 toneladas equivalentes de CO2 al año. Por último en Valderrobres, se están invirtiendo 4,7 millones de euros y la capacidad de tratamiento de esta planta es de 120.000 metros cúbicos de purín al año.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de