La Comunidad de Madrid pondrá en marcha este año 10 nuevos puntos limpios para la recogida selectiva de residuos. Esta cifra forma parte de los 75 puntos limpios con que cuenta la región de los que 66 han sido financiados total o parcialmente por el Gobierno Regional a través del Plan Estratégico de Subvenciones a Corporaciones Locales.

"El Ejecutivo regional apuesta por el reciclaje de los residuos urbanos y por la implicación de los madrileños en esta tarea respetando y preservando el medio ambiente", aseguró ayer el viceconsejero de Medio Ambiente, Vivienda y Ordenación del Territorio, Manuel Beltrán durante la inauguración del nuevo Punto Limpio de Torrejón de Ardoz. Un acto en el que estuvo acompañado por la directora general de Medio Ambiente Urbano, Maria Jesús Villamediana.

Beltrán, que recordó la determinación de la Comunidad por fomentar las energías renovables, quiso destacar que este Punto Limpio de Torrejón de Ardoz se autoabastecerá gracias a la instalación de paneles fotovoltaicos que suministrarán energía para el funcionamiento del equipamiento y alumbrado del centro. Como novedad, este nuevo punto limpio incorpora paneles solares térmicos para la obtención de agua caliente sanitaria. De este modo, el Gobierno Regional pone de manifiesto su apuesta convencida por la modernización de sus instalaciones de recogida de residuos.

El punto limpio de Torrejón de Ardoz, cuyo coste asciende a los 933.000 euros ha sido subvencionado con 165.000 euros por la Consejería de Medio Ambiente, Vivienda y Ordenación del Territorio. La Comunidad dispone de una línea de ayudas para la construcción de puntos limpios por las que los municipios pueden beneficiarse de una subvención de hasta el 90 por ciento del coste total de la inversión.

Residuos domésticos y de gran tamaño

El centro inaugurado ayer por el viceconsejero Manuel Beltrán, ubicado en el Polígono Industrial "Las Monjas", cuenta con ocho contenedores de 28 metros cúbicos de capacidad bien diferenciados y distribuidos sobre una superficie total de 4.400 metros cuadrados. En estas instalaciones, que sólo admiten residuos generados por particulares y no aquellos de origen industrial, los ciudadanos pueden depositar aceites usados de vehículos, vidrio, baterías de coche usadas, medicamentos caducados, pilas, radiografías, pinturas y disolventes y aceite usado de cocina, entre otros.

En la línea de construcción de este tipo de instalaciones con las tecnologías más avanzadas que respeten el medio ambiente, el Punto Limpio de Torrejón de Ardoz cuenta con un sistema para la recogida de las aguas pluviales que se canalizan de manera independiente a un depósito enterrado, haciendo posible su reutilización para el riego y limpieza de las instalaciones.

Los puntos limpios recogen los materiales contenidos en los residuos urbanos que son susceptibles de un reciclaje directo, consiguiendo con ello un ahorro energético y de materia primas, así como una reducción del volumen de residuos que es necesario tratar o eliminar.

Además, con estos centros se evita el vertido incontrolado de los residuos voluminosos y se separan los residuos generados en los hogares, cuya eliminación conjunta con el resto de residuos puede resultar peligroso.

La importante apuesta del Ejecutivo regional por la correcta gestión de los residuos urbanos ha supuesto la puesta en marcha de 75 puntos limpios en la Comunidad en los últimos 10 años. Además, municipios como Torrelodones, Hoyo de Manzanares, Becerril de la Sierra, Miraflores de la Sierra, Ciempozuelos, La Cabrera, Navalafuente, Santorcaz y Valdemaqueda construyen en la actualidad sus instalaciones para la recogida selectiva de residuos domésticos.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de