Energía sola para un orfanato
Niños del orfanato

Veinticuatro niños huérfanos enfermos de Sida de la localidad de Port Elizabeth, en Sudáfrica, se beneficiarán de una instalación solar térmica que convertirá el agua del mar en agua potable.

Esta iniciativa es obra de la empresa austriaca Tisun, las navidades pasadas desició sustituir los regalos con los que habitualmente obsequia a sus clientes por esta obra social.

La planta permitirá tratar 250 litros de agua cada día, con el objetivo de mejorar la calidad de vida de los menores del orfanato Mordecai.

De esta forma, Tisun financiará todos los costes de desarrollo de producto, la producción y la ejecución del proyecto, con un valor superior a 25.000 euros.

Más información en la web de la empresa.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de