Paneles solares parabólicos
Espejos solares parabólicos

Un total de 9.387 viviendas en la ciudad de Sevilla cuentan ya con energía solar térmica de baja temperatura para agua caliente sanitaria, lo que evita una cantidad de emisión de dióxido de carbono al año de 19.219 toneladas, según se desprende del informe de resultados de la implementación de la Ordenanza para la Gestión Local de la Energía de Sevilla.

El informe señala que desde la aprobación en el Boletín Oficial de la Provincia (BOP) en julio de 2002, la ordenanza pretende propiciar un mayor ahorro de energía y una mejora en la eficiencia energética, así como un considerable aumento de la utilización de las energías renovables.

Concretamente, todo ello se lleva a cabo a través de la obligatoriedad de la calificación energética de viviendas y de la energía solar térmica de baja temperatura para agua caliente sanitaria; desde la puesta en marcha de la normativa, en la Agencia Local de la Energía se han registrado un total de 1.138 expedientes correspondientes tanto a obras de nueva planta como a rehabilitaciones integrales.

En cuanto a la demanda energética para agua caliente sanitaria en edificios con energía solar térmica, ésta es de 26.610 megavatios/hora al año, contando las instalaciones con una superficie de captación de 29.667 metros cuadrados y un volumen de acumulación de 2.093 metros cúbicos que, con una fracción solar del 77%, aportan 20.490 megavatios/hora al año.

Al margen del dióxido de carbono evitado, el informe concluye recalcando que, asimismo, todo ello se traduce en un ahorro de energía primaria de 2.119 toneladas equivalentes de petróleo.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de