La aportación de las renovables al sistema eléctrico, según WWF, puede ser mucho mayor de lo que se afirma desde algunos sectores interesados en mantener el estado actual de la red.

De esta forma se consigue eliminar una serie de mitos creados alrededor de la energía renovable como su escasa contribución a la red eléctrica. Pese a haber un descenso con respecto a meses anteriores de energía hidráulica y eólica, estas han sido compensadas por la energía solar.

La eólica no aporta casi nada al hacer mucho calor o frío

En este mes de agosto, el total de energía eólica producida ha sido el equivalente al 9.7% de la demanda de electricidad de la península. Colocándose de esta manera en la tercera posición por detrás de los ciclos combinados (gas natural) y las nucleares.

Las renovables no pueden ser almacenadas, salvo la hidráulica y la biomasa

La energía eólica puede ser almacenada siempre y cuando se utilice para bombear agua en presas reversibles. Además en España ya hay plantas solares termoeléctricas con sistemas de almacenamiento mediante sales.

Las renovables tienen muy complicado cubrir más del 40% de la demanda

Las tecnologías renovables en lo que va de año han superado este nivel en un total de 57 días. O lo que es lo mismo, el 23.5% de los días. De todos estos días no ha habido ningún problema en la red de distribución como se decía desde algunos sectores.

Según Heikki Willstedt, experto en Energía y Cambio Climático de WWF España, desde un punto de vista de la capacidad y gestión, las renovables podrían aportar más del 50% de la energía sin ningún problema para 2020.