La búsqueda de nuevas alternativas energéticas frente a la falta de reserva de combustibles fósiles y los problemas medioambientales que se asocian a su combustión, han llevado a Husesolar, empresa de capital valenciano, IDESA, compañía sevillana, a establecer un acuerdo de colaboración con el Instituto de Ingeniería Energética de la Universidad Politécnica de Valencia.

Se pretende realizar un estudio para fomentar la utilización masiva del hidrógeno como fuente de energía a través del desarrollo y maduración de las diferentes tecnologías asociadas al mismo, tanto a nivel productivo, como de almacenamiento y transporte.

Objetivos del estudio

El principal objetivo es comprobar la aplicación real del Hidrógeno al negocio de las pequeñas y medianas empresas, que se prevé que finalice en febrero del próximo año.

El estudio consta de dos partes. Una primera dedicada a la investigación de las tecnologías existentes y el grado de aplicación del hidrógeno como vector energético para comprobar las posibilidades de su obtención y las aplicaciones disponibles para las PYMES, y una segunda parte dedicada a la aplicación de esos conocimientos adquiridos para la mejora de los procesos de obtención y comercialización del hidrógeno a través de energías renovables como la biomasa o la energía solar, con el fin de evitar los efectos negativos en el medio ambiente asociados a la producción de este gas. Estos efectos pueden darse si el hidrógeno se obtiene a partir de otras fuentes como la gasificación de carbón u otros hidrocarburos.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de