Se produjo tal cantidad de energía eléctrica en los campos eólicos de Dinamarca que el país fue capaz de suplir íntegramente la demanda energética del país y exportar el exceso a Noruega, Alemania y Suecia.

Gracias a la inusual velocidad del viento, Dinamarca produjo el 116% de toda la electricidad que el país consumía mediante las turbinas. A las 3 de la madrugada del viernes, cuando la demanda bajó, la tasa energética cubría el 140% de la demanda.

Las interconexiones entre países permitieron que el exceso fuese compartido equitativamente entre Alemania, Noruega y Suecia, cuyos sistemas les permitieron almacenar esa energía para un uso futuro. Suecia obtuvo el 5% restante.

Nos muestra que un mundo alimentado exclusivamente de energías renovables no es ninguna fantasía"

Aseguró Oliver Joy de la European Wind Energy Association a The Guardian.

La energía eólica y el resto de energías renovables pueden ser la solución al agotamiento de los combustibles fósiles y un factor de seguridad cuando la demanda es muy alta

Los datos han sido recopilados a través del proveedor danés de energía, Energinet, que mostró la cantidad de energía minuto a minuto. Los parques eólicos ni siquiera operaron a su máxima capacidad de 4.8G en los picos máximos del pasado viernes.

Un aumento en las instalaciones eólicas permitiría a Dinamarca producir la mitad de su electricidad a partir de fuentes de energía renovables antes del 2020 según Kees van der Leun, el director comercial de la consultora energética Ecofys.

Con la inversión suficiente y la interconexión entre países las energías renovables podrían proveer de la suficiente energía para suplir un gran porcentaje de la demanda de toda Europa.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de