En el cuarto Observatorio del Petróleo, World Wildlife Fund (WWF) destaca el efecto que la crisis económica está teniendo sobre el consumo mundial de este combustible. El estudio muestra que, en 2008, las emisiones de gases de efecto invernadero mundiales debidas al petróleo se han reducido un 0,2% respecto al año anterior, algo inédito desde 1983.

En España, también continúa el descenso de las emisiones relacionadas con el petróleo y el gas (-3,1%), siendo 2008 el primer año desde 1993 que esto ocurre. Aún así, WWF destaca que cada vez queda menos tiempo para impedir que la temperatura global aumente por encima de los 2ºC. Además, señala que, con el ritmo actual de quema de combustibles fósiles, para 2028 ya habremos emitido a la atmósfera suficiente CO2 como para sobrepasar dicho límite. 

Evitar el aumento de temperatura global

Según Heikki Willstedt, Experto en energía y cambio climático de WWF España: “Aunque la crisis mundial esté dando un respiro, haciendo que se desacelere el nivel de emisiones de CO2 a la atmósfera, no es de esperar que esta situación vaya a durar mucho tiempo. Si la economía mundial vuelve a crecer con fuerza en 2009 o en 2010, y ese crecimiento se hace a costa de quemar más combustibles fósiles, volveremos a incrementar las emisiones de gases de efecto invernadero. En consecuencia, tendremos más probabilidades de que la temperatura aumente más de 2ºC para mitad de siglo”.

WWF afirma que es fundamental que en la próxima reunión de Copenhague de diciembre se apruebe el documento sucesor del Protocolo de Kioto. Además, es imprescindible que este nuevo acuerdo internacional acelere la revolución energética necesaria, para dar solución a la crisis climática. En la reunión de Bali de 2008, los países asistentes decidieron que las emisiones deberían reducirse entre un 25 y un 40% para 2020, si queremos mantenernos dentro del rango de seguridad de los +2ºC.

 “En España, tenemos una ocasión única para poner en marcha nuevas medidas de ahorro energético que beneficiarán a la economía. También es el momento de seguir apostando por las renovables, que es el único sector que en ahora puede activar la industria española, ya que está entre los líderes de estas tecnologías a nivel mundial”, añadió Willstedt.

 



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de