Investigadores de 14 instituciones del área del Mediterráneo, Oriente Medio y Sahel han llamado este miércoles en Nicosia (Chipre) a no vincular cambio climático con conflicto social o inseguridad humana, tras constatar que la vulnerabilidad de las poblaciones responde en gran medida a causas previas a los desastres naturales, como la pobreza o la corrupción institucional.

Se trata de una de las conclusiones del proyecto Clico, iniciado en 2010, liderado por el Instituto de Ciencia y Tecnología Ambientales (Icta) de la Universitat Autònoma de Barcelona (UAB), y que ha contado con una financiación por parte de la Unión Europea (UE) de 3 millones de euros.

Los resultados apuntan por tanto a que el cambio climático juega de momento un "papel secundario" en el origen de los conflictos sociales causados por el agua, que tienen más que ver con la pobreza estructural, la corrupción institucional o factores económicos.

El proyecto Clico alerta igualmente del debilitamiento que se está produciendo en los sistemas de ayuda y protección social frente a desastres naturales en las regiones del norte del Mediterráneo debido a la crisis económica, y aconseja revertir esta tendencia.

La investigación ha contado con un análisis estadístico exhaustivo de relaciones entre variables climáticas, socioeconómicas y de conflicto y cooperación en 35 países del Mediterráneo, Oriente Medio y Sahel, ha señalado la UAB en un comunicado.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de