El cambio climático exigirá una inversión de más de 1.000 millones de euros para proteger poblaciones costeras de Asia de posibles tsunamis, inundacones a gran escala y ciclones, según aseguró hoy la organización humanitraria World Visión

Así, el director de emergencias de la organización en Asia, Richard Rumsey, advirtió de que “incluso un control estricto de la emisión de CO2 no va a ser suficiente para prevenir que los países de Asia se vean afectados por fuertes cambios climáticos y catástrofes naturales. “Por eso, la comunidad internacional y los países de esta región deben priorizar la inversión en prevención de desastres”, dijo.

En el informe titulado “Asia frente al cambio climático”, World Vision examina cómo las poblaciones más pobres de cinco países (Bangladesh, Papúa Nueva Guinea, Birmania, Indonesia y Filipinas) están resultando gravemente afectadas por las tormentas y el aumento del nivel del mar.

En opinión de World Vision, Asia es una de las regiones más vulnerables frente a los cambios drásticos del clima, y hay un colectivo de unos diez millones de personas que lo es de una forma especialmente notable, sobre todo quienes viven en ciudades muy pobladas, en los deltas de los ríos y en islas pequeñas que apenas se elevan unos centímetros del nivel del mar.

En 2007, el 75 por ciento de las personas que murieron como consecuencia de un desastre natural residían en el continente asiático, y durante los últimos tres años, el número de emergencias naturales en esta zona creció de 50 a 200 cada año.

El informe de World Vision se centra especialmente en las áreas costeras porque calcula que el 10 por ciento de la población mundial vive a menos de 10 metros sobre el nivel del mar –que son las zonas más castigadas por las inundaciones y tormentas– y, de este grupo, alrededor del 75 por ciento vive en Asia y el Pacífico. Asimismo, el informe también recuerda que son los niños los que más riesgo tienen de sufrir las peores consecuencias de los desastres naturales.

Para reducir las consecuencias del cambio climático en estas personas, World Vision recomienda invertir en estrategias de prevención y preparación frente a desastres como son las alertas tempranas, los planes de evacuación, la construcción de refugios seguros, la reforestación y, en general, la educación de los adultos y niños para que sepan qué hacer durante y después de una emergencia.

En este sentido, la ONG hace un llamamiento a los gobiernos y donantes internacionales para que inviertan en la preparación ante las emergencias y no sólo en la respuesta cuando éstas ya han sucedido y también a que en las escuelas de los países asiáticos se impartan clases de preparación ante desastres



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de