Casi un tercio de las grandes empresas españolas reconoce el impacto del cambio climático

Así, la décima edición de este estudio ha analizado datos de 4.900 compañías en 49 países (las 100 mayores empresas de cada) de varias zonas geográficas, y ha extraído como tendencia emergente “el reconocimiento de los riesgos financieros ligados al cambio climático”, según un comunicado facilitado por la compañía.

Por regiones, en cinco países gran parte de sus cien mayores compañías aluden a los riesgos financieros relativos al clima en sus informes: Taiwán (88 %), Francia (76 %), Sudáfrica (61 %), Estados Unidos (53 %) y Canadá (52 %), en los que “el Gobierno y el mercado de valores son los que fomentan el desglose informativo al respecto”.

Forestales, papel y químicas

Desde el punto de vista sectorial, las empresas forestales y de papel (44 %), las químicas (43 %), las del sector de la minería (40 %) y del petróleo y gas (39 %) son las que más reconocen el riesgo vinculado al clima en sus informes, así como las compañías de automoción (30 %) y las de suministros públicos (38 %), según el informe. Por contra, los sectores de atención sanitaria (14 %), de transporte y ocio (20 %) y de distribución minorista (23 %) son los menos dados a reconocer el riesgo climático.

Riesgo financiero vinculado al clima

Asimismo, tras analizar las 250 empresas más grandes del mundo (G250), el reconocimiento público del riesgo financiero vinculado al clima “es más habitual”, según el estudio, aunque “aún dista de tener carácter universal”. Entre las compañías estudiadas, “las multinacionales con sede en Francia se sitúan en cabeza” -un 90 %-, seguidas de las grandes empresas situadas en Alemania (61 %) y el Reino Unido (60 %), mientras que en España un 29 % de sus compañías reconoce impacto del cambio climático.

Modelización de escenarios

Sin embargo, “solo seis empresas del G250 han informado a los inversores sobre los posibles efectos financieros” y lo han hecho “mediante un ejercicio de cuantificación o de modelización de escenarios”.

En este sentido “debemos poner en marcha iniciativas como el Grupo de trabajo de información sobre riesgos financieros relacionados con el clima del Consejo de Estabilidad Financiera”, ha apuntado el responsable global de Servicios de Sostenibilidad de KPMG, José Luis Blasco, quien también ha animado a las empresas a actuar rápido “o podrían empezar a perder inversores muy pronto y comprobar la rapidez con la que aumenta el coste del capital y de los seguros”.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de