Esta actuación se va a realizar en varios montes de las comarcas de Espinosa de los Monteros, Medina de Pomar y Villarcayo, en la provincia de Burgos.

Sus principales objetivos son la repoblación de terrenos afectados por incendios, compatibilizar y favorecer la actividad de las empresas y de los profesionales en las comarcas donde el sector forestal cumple una importante función socioeconómica, así como armonizar esta actividad con la protección del medio natural.
 
En 2010 la Consejería de Medio Ambiente castellano leonesa abordará la repoblación de 10.000 nuevas hectáreas con la plantación de 12 millones de nuevos árboles.

Los presupuestos del próximo ejercicio contemplan una inversión de 3 millones de euros para actuar en zonas afectadas por incendios forestales.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de