Creemos que se ha impuesto la cordura y el sentido común al paralizar una errónea resolución que no tenía argumentos que la sostuvieran.

No se puede autorizar un método ilegal para estudiar la migración de aves, como pretendía la Generalitat. Desde SEO/BirdLife reiteramos que el uso del parany (o sustancias adhesivas para la captura de aves) no se justifica por motivos de investigación ornitológica, como ha puesto de manifiesto el rechazo unánime de la comunidad científica a su utilización como método para estudiar la migración de las aves silvestres.

Tres manifiestos científicos se han publicado en el último mes en contra de la resolución de la Conselleria: uno firmado por expertos y académicos valencianos en el estudio de aves; un segundo rubricado por el Comité Científico de SEO/BirdLife, formado por máximas autoridades españolas en ornitología; y uno último rubricado por el Congreso de Anillamiento de Aves y avalado por los cientos de expertos que en España se dedican a estudiar las aves.

Con este amplio consenso científico y con el respaldo de las numerosas leyes y sentencias que prohíben el parany, SEO/BirdLife presentó recurso de alzada contra la resolución de la Consellería y solicitó su suspensión cautelar, que ahora ha sido otorgada por la Conselleria ante los argumentos de SEO/BirdLife.

SEO/BirdLife considera que no hay que buscar dudosos atajos legales para cazar con parany. Al contrario, es imprescindible trabajar para cambiar las actitudes de los cazadores ilegales y de quienes les apoyan para que vayan hacia posiciones de respeto por la legalidad y la conservación de las aves migratorias.

Nuestra organización ya está trabajando en este difícil reto, que no es exclusivo de nuestro país, y para superarlo ha puesto en marcha el proyecto Life+ A safe haven for wild birds: Changing attitudes towards illegal killing in North Mediterranean for European Biodiversity (Un refugio seguro para las aves silvestres: cambiando actitudes frente a la caza ilegal en el Norte del Mediterráneo por la Biodiversidad europea), junto con nuestros colegas italianos y griegos de LIPU (Lega Italiana Protezione Uccelli), impulsora y coordinadora del proyecto, y de HOS (Hellenic Ornithological Society).



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de