Según los expertos, las poblaciones de milano real están sufriendo una de las regresiones demográficas más dramáticas que se han registrado en la historia de la conservación de las aves en España. Sólo en los últimos cinco años se han hallado envenenados cerca de 200 milanos reales. El número real de ejemplares muertos podrían rondar los 7.000 ejemplares, puesto que se sabemos que encuentran una mínima parte de los animales muertos a causa del veneno.

Por otro lado la subespecie canaria de alimoche, conocido popularmente como guirre, es una de las aves más amenazadas por esta práctica ilegal, ya que en los últimos diez años hemos perdido al menos 17 individuos por esta causa. El guirre sólo habita en las Islas Canarias y en 2008 tenía una población estimada de 200 individuos.
 

Uso de cebos envenenados

El uso de cebos envenenados es un método masivo, no selectivo y cruento de eliminar depredadores, que está prohibido por la legislación nacional y autonómica y aparece tipificado como delito en el Código Penal. El veneno en el campo supone un riesgo para la salud pública, para el medio ambiente y para nuestras mascotas.

SEO/BirdLife está desarrollando el proyecto Life+ VENENO, que tiene como objetivo lograr una disminución significativa del uso de veneno en España. El proyecto, con un presupuesto de 1,6 millones de euros, de los cuales la Comisión Europea cofinancia el 40%, se desarrolla entre 2010 y 2014.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de