El centro

Una vez se inaugure, la instalación contará con los mejores medios, herramientas e infraestructuras disponibles. Se contará con dos zonas diferenciadas, una con el área de hospitalización, rehabilitación y cría en cautividad, y otra zona para trabajos de educación ambiental, donde se recreará un bosque mediterráneo con varias fases de crecimiento.

La consejera declaró que "el mantenimiento y conservación de nuestra fauna y biodiversidad es parte importante para el Gobierno castellano manchego". También añadió que es importante “implicar en el proyecto a todos los colectivos de la zona, especialmente a los más pequeños”.

En el futuro, se podrá cubrir las necesidades sanitarias de las especies de la comarca Molina-Alto Tajo que no requieran cirugía ni tratamientos intensivos. Y se suma al trabajo "ya realizado por los más de 20 centros de interpretación de la naturaleza, aulas de educación ambiental y los cinco centros de recuperación de aves de Castilla-La Mancha", apuntó Fernandez.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de