En total se han contabilizado en cada una de las localizaciones, 134, 89 y 13 ejemplares, que junto a un nuevo núcleo localizado en Tarifa (738 ejemplares) tras una prospección del territorio y al aumento poblacional del núcleo ya conocido en este municipio (42 ejemplares), multiplican por 10 los efectivos poblacionales de la especie conocidos en Andalucía.

Hasta el pasado año, la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio tenía constancia de dos únicos núcleos poblacionales de esta especie en los municipios de Casarabonela y Tarifa con 17 y 15 ejemplares respectivamente, mientras que en Algeciras se identificaron otros 60 ejemplares.

Los trabajos de conservación desarrollados por la Consejería con esta especie han posibilitado el almacenamiento de sus semillas en el Banco de Germoplasma Vegetal Andaluz (BGVA), la puesta a punto de su protocolo de propagación en el Laboratorio de Propagación Vegetal (LPV) de San Jerónimo y su cultivo y representación en la Red Andaluza de Jardines Botánicos y Micológico (integrándose en las colecciones de los Jardines botánicos El Castillejo y El Aljibe, ambos en la provincia de Cádiz), además de una actuación de refuerzo poblacional y protección física de la localidad de Casarabonela.

Para años venideros está previsto continuar con el cartografiado y el censo poblacional en las localidades de Tarifa y Algeciras, no concluidas el pasado año y la prospección de las sierras litorales entre estas dos poblaciones.

Toda la información cartográfica del hallazgo ha quedado recogida en la aplicación FAME web que la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio ofrece a la ciudadanía integrada en la Red de Información Ambiental de Andalucía (REDIAM), para el seguimiento y localización de poblaciones de flora amenazada en Andalucía. 



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de