Diseñar conjuntamente acciones para promocionar una alimentación saludable. Éste es uno de los objetivos del acuerdo firmado entre los misterios de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino (MARM) y Sanidad y Consumo para promocionar una alimentación sana, equilibrada y variada,
aprovechando las sinergias entre ambos departamentos.

Promoción alimentaria
 
Se trata de identificar líneas de interés común en la promoción alimentaria, así como optimizar los recursos que cada una de las entidades tiene destinados a la promoción de alimentos, como prevé el convenio marco de colaboración suscrito entre el secretario de Estado de  Medio Rural y Agua, Josep Puxeu y el presidente de la Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición (AESAN), dependiente del Ministerio de Sanidad y Consumo, Roberto Sabrido.
 
La Secretaría de Estado de Medio Rural y Agua es la encargada de planificar, dirigir y coordinar las políticas activas del MARM en materia de industrias y mercados alimentarios, incluyendo la ordenación y el fomento de las industrias alimentarias, las relaciones institucionales con las organizaciones profesionales y otras entidades representativas en los sectores agrario y alimentario, y la promoción de estudios y campañas publicitarias sectoriales. En concreto, el Ministerio de Medio Ambiente, y Medio Rural y Marino desarrolla las competencias estatales en promoción de los productos alimentarios. 

Prevención de la obesidad 

La AESAN planifica, coordina y desarrolla estrategias y actuaciones que fomenten la información, educación y promoción de  la salud en el ámbito de la nutrición y, en especial, la prevención de la obesidad. Además, la AESAN viene desarrollando en los últimos años la Estrategia NAOS, que tiene como objetivos sensibilizar a la población del problema que supone la obesidad para la salud, y reunir e impulsar aquellas iniciativas, tanto públicas como privadas, que contribuyan a lograr que los
ciudadanos adopten hábitos saludables.

Compromisos 

Por tanto, a través de este convenio de colaboración, ambas instituciones pueden desarrollar al máximo los recursos disponibles para la  promoción de la alimentación saludable y se comprometen, entre otros aspectos, a; intercambiar información sobre los objetivos y planes de cada organismo en materia de promoción alimentaria, sobre los contenidos de los programas de información y de promoción de productos agroalimentarios cofinanciados con la UE respecto a los aspectos nutricionales y saludables.

Además de; identificar las líneas de interés común en la promoción alimentaria, tratando de optimizar los recursos que cada una de las entidades tiene destinados a la promoción de alimentos, difundir conjuntamente  los conocimientos y actitudes de la población en materia de política alimentaria y diseñar conjuntamente acciones para la promoción de una alimentación saludable.

Para cumplir estos objetivos, se proporcionará apoyo técnico y aprovecharán los recursos propios (publicaciones, páginas web, etc).



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de