Durante los últimos quince años, la tecnología eólica ha experimentado un considerable progreso. Se ha evolucionado desde máquinas de potencia unitaria de decenas de KW, simples y frecuentemente de muy poca fiabilidad, a aerogeneradores de potencia nominal en torno a los 650 KW y con diámetro de rotor del orden de 45 metros.

La situación de la tecnología eólica en España, referida a máquinas comerciales de media potencia, entre 100 y 1000 KW, ocupa un lugar destacado dentro de la Unión Europea, máxima contribuidora al aprovechamiento de los recursos eólicos en el mundo.

La existencia de tres tecnologías nacionales junto con otros tres suministradores que poseen acuerdos de fabricación de aerogeneradores con tecnólogos europeos, garantiza una oferta de máquinas que cubre toda la gama de productos comerciales con la máxima fiabilidad, existentes en el mercado internacional.

Los modelos de generadores de media potencia que se están instalando en España son en gran parte de paso y velocidad fijos, lo que implica una mayor robustez y menor coste aunque no consigan una óptima adaptación de las palas al viento incidente y un máximo rendimiento aerodinámico.

En relación con los aerogeneradores de muy baja potencia, inferior a 10 KW, utilizados tradicionalmente para bombeo de agua y minigeneradores eólicos para producción de energía eléctrica, hay que señalar que aunque el número de instalaciones realizadas y potencialmente previsibles en los próximos años es alto, su contribución energética es muy baja.

Los aerogeneradores de baja potencia, entre 10 y 100 KW, fueron utilizados con fines experimentales. Actualmente se usan en aplicaciones concretas con limitaciones de potencia. Los conceptos usados en estas máquinas han sido transferidos a las máquinas de media potencia que, en general, ofrecen claras ventajas en su rendimiento y costes.

Existe una demanda potencial interesante en este rango de potencias. En instalaciones pertenecientes a PYMES o a comunidades de vecinos, las máquinas, con potencias unitarias en el entorno de los 50 KW, pueden servir de excelente apoyo conectadas a la red, aliviando la factura eléctrica de los usuarios.

Volver a Energía