El Servicio de Planificación y Gestión de Montes puso en marcha en el año 2009, con el apoyo de una asistencia técnica adjudicada a la empresa Tragsatec, el inventario de vertederos en montes con el fin de llevar a cabo la inspección sistemática de todos los vertederos que se localicen en los montes y así obtener información para identificar los trabajos necesarios para su eliminación.

203 vertederos ilegales

Este inventario desveló la existencia de 203 vertederos ilegales, de los que 84 ya han sido eliminados. La detección de los mismos se debió fundamentalmente a inspecciones de la Guardería del Servicio de Planificación y Gestión de Montes.

El resto de los expedientes están siendo tramitados y algunos ya se han remitido a Régimen Jurídico para la posible tramitación de expediente sancionador, finalizado el plazo de requerimiento sin que se hubiesen retirado voluntariamente, y parte de ellos están siendo gestionados por la Consejería. En concreto, se dictó Resolución para la retirada este mismo año de 17 vertederos en distintos concejos de la región, de los que forman parte los dos detectados en Caso que han sido eliminados la semana pasada.

Está previsto que la Consejería continúe retirando materiales abandonados en terrenos declarados monte a medida que se procesa la información recibida y que remite el personal de Guardería del Servicio de Planificación y Gestión de Montes para lo cual se está tramitando un expediente que permita abordar los gastos que ello supone.

80 toneladas de material

Entre los materiales abandonados se observan, sobre todo, restos de electrodomésticos, plásticos, bidones, maderas, escombros, restos metálicos de distintos equipos, incluso vehículos o restos de vehículos abandonados y restos de maquinaria pesada que han supuesto la entrega en depósito autorizado de más de 80 toneladas de materiales.

El personal de Guardería de Medio Natural, encargado de controlar los materiales abandonados en los montes, ha retirado ya en varias ocasiones restos de vehículos y vertidos de basuras en los montes gestionados, además de requerir a los propietarios de los montes de titularidad privada y de entidades para que procedan a la limpieza de restos que se detectan en dichos montes.

Por otra parte, la investigación de causas de incendios forestales han puesto de relieve en los últimos años que un elevado porcentaje de incendios forestales tienen su origen o punto de inicio en estos pequeños vertederos, debido a que se pueden encontrar en ellos materiales susceptibles de provocar incendios forestales, máxime cuando contengan sustancias inflamables, por lo que se hace necesario abordar su eliminación.

Además de la retirada de los materiales al depósito autorizado, la Consejería procede asimismo al cierre del lugar para evitar más depósitos siempre que ello resulte necesario, al acondicionado del terreno incluso con aporte de tierra vegetal y siembra de especies pratenses y/o de matorral y a la colocación de un cartel donde se indica la prohibición de depositar basuras, ordenando al personal de Guardería la vigilancia posterior del lugar.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de