Según las previsiones de la Comunidad de Madrid, las instalaciones solares fotovoltaicas de la región producirán este año energía equivalente a las necesidades de 20 ceremonias de apertura como la de los Juegos Olímpicos de Londres o para suministrar electricidad durante un año a 533 viviendas o asegurar el mantenimiento de nueve polideportivos o tres campos de fútbol.

Todo ello se debe a la apuesta por las energías limpias y renovables realizada por el Gobierno regional. Así, la Comunidad cuenta con siete instalaciones solares fotovoltaicas que Gestión y Desarrollo del Medio Ambiente de Madrid (Gedesma) ha ido estableciendo desde 2007 en distintas localizaciones y plantas de tratamiento de residuos.

En concreto, esta energía procede de tres instalaciones fotovoltaicas ubicadas en la planta de biometanización de Pinto, una en El Molar, una en Villanueva de la Cañada y dos en Arganda del Rey. Estas actuaciones se enmarcan, simultáneamente, dentro de la Estrategia de Calidad del Aire y Cambio Climático de la Comunidad de Madrid (2006-2012), conocida como Plan Azul.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de