Estos datos equivalen a que, de octubre de 2008 a septiembre de 2013, se ha evitado emitir 2.381 toneladas de CO2 a la atmósfera y satisfacer las necesidades eléctricas de 2.738 viviendas en dicho periodo.

En el último ejercicio, de octubre de 2012 a septiembre de 2013, la producción ha ascendido a 1.716.181 kWh entre los talleres valencianos de València Sud (732.090 kWh), Machado (532.154 kWh) y Naranjos (451.937 kWh).

Esta cifra equivale al consumo eléctrico casi 493 casas, lo que ha supuesto la no emisión de 429 toneladas de CO2 a la atmósfera y un ahorro de 922.462 euros en la factura energética de FGV.

La energía solar fotovoltaica basa su funcionamiento en transformar la energía del sol, inagotable y limpia, en energía eléctrica. La luz solar, al incidir en las células de los paneles de silicio, se transforma en dicha energía. La corriente continua generada por los módulos se transforma en corriente alterna en el inversor y el transformador eleva el voltaje hasta el nivel de tensión de la red eléctrica a la que se exporta.

FGV, de acuerdo con su Declaración de Sostenibilidad que fija la optimización de los consumos energéticos y el compromiso de emplear energía renovable para disminuir las emisiones contaminantes a la atmósfera, acabó de instalar en septiembre de 2008 un total de 6.800 paneles solares fotovoltaicos en las cubiertas de los talleres de València Sud (2.900), Machado (1.800) y Naranjos (2.100) que se conectaron y comenzaron a producir energía en el mes de octubre de hace cinco años. Dicha instalación se realizó sobre una superficie de 11.600 metros cuadrados en València Sud (4.900), Machado (3.100) y Naranjos (3.600).



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de