El Ente Regional de la Energía (EREN) imparte hoy un taller sobre ahorro energético en el hogar incluido dentro del seminario sobre "Prevención de la Pobreza Energética, impulsado por la Fundación de Familias Monoparentales Isadora Duncan. En palabras térmicas un hogar bien aislado reduce los costes de calefacción entre un 20 % y un 40 %, y disminuye la necesidad de refrigeración en verano.

El taller puesto en marcha por el EREN centra su contenido en el ahorro y la eficiencia energética en el hogar, y los desplazamientos con vehículos particulares. El contenido que se imparte abarca desde el uso eficiente de los electrodomésticos que conllevan un consumo energético, la compra de una vivienda y las mejoras en su acondicionamiento, hasta la comparación entre alternativas de movilidad con distintos tipos de vehículos, y la formación en conducción eficiente en vehículos de impulsión por combustibles fósiles.

El análisis de prácticas eficientes para reducir el consumo energético lleva a establecer una serie de actuaciones que abarcan desde la mejora del aislamiento de las viviendas hasta recomendar abrir las persianas y las contraventanas durante las horas soleadas para aprovechar el calor del sol. Durante la noche, es conveniente cerrarlas para que no se pierda el calor interior. Además se recomienda el uso de cortinas en ventanas y balcones que eviten pérdidas de calor, aunque éstas no deben revestir ni cubrir los radiadores de la calefacción.

Control eficiente de temperatura

Se recomienda el uso de termostatos y relojes programables para regular la temperatura de la calefacción. En invierno lo adecuado es mantener la temperatura entre 19 °C y 20 °C durante el día, siempre que el hogar esté ocupado. Durante la noche o con la vivienda desocupada, la calefacción se debe mantener a unos 16 °C o 17 °C. La reducción de la temperatura en un grado supone un ahorro de energía de un 8 %. En verano la temperatura óptima es de unos 25 °C. Cada grado por debajo supone un consumo entre un 6 % y un 8 % más de energía.

Iluminación

Desde el punto de vista de la iluminación en el hogar es aconsejable emplear lámparas de bajo consumo y fluorescentes. Cuando sea precisa una luz de mayor calidad, para iluminar cuadros o fotos, es aconsejable utilizar halógenos de bajo consumo o LED. Sustituir el 25 % de las lámparas incandescentes de la vivienda que permanecen encendidas durante más horas al día por lámparas fluorescentes compactas, se puede reducir hasta un 50 % en el consumo eléctrico en iluminación de la vivienda. Además las lámparas de bajo consumo duran entre ocho y diez veces más que las incandescentes convencionales.

También se aconseja aprovechar la luz del día utilizando en las ventanas y en las cortinas colores claros y tejidos que sean ligeros para permitir la penetración de la luz solar.

Consumo de agua caliente

Es importante destacar que una ducha gasta de 30 litros a 40 litros de agua, cuando un baño necesita entre 120 litros y 160 litros, con el consiguiente gasto adicional de combustible. Un grifo abierto vertiendo agua caliente sin ningún objetivo más que la relativa comodidad de no cerrarlo, es una de las mejores formas de derrochar el dinero. Por otra parte las pérdidas térmicas horarias globales del conjunto de las conducciones que discurren por locales no acondicionados térmicamente no deben superar el 5 % de la potencia útil instalada.

Los buenos resultados obtenidos con el ciclo de charlas-taller desarrollado ya el año pasado ha motivado volver a realizar estas actividades formativas dentro de una nueva edición del programa del Taller de "Prevención de la Pobreza Energética".

La Fundación Isadora Duncan organiza este ciclo de formación en materia energética de forma gratuita por segundo año consecutivo durante los días 9 y 10 de junio de 16:30 a 18:30 horas en sus instalaciones. El seminario está destinado a todas aquellas personas que quieran aprender y resolver dudas sobre las medidas que pueden tomarse en la vivienda para fomentar el ahorro energético y la concienciación sobre hábitos de consumo adecuado, así como evitar situaciones de endeudamiento conociendo como manejar de forma eficiente los recursos familiares. El taller está apoyado por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad.

 



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de