Un ejemplo de la falta de avances que se han producido en Bonn es el Programa de Reducción de Emisiones de Carbono causadas por la Deforestación y la Degradación de los Bosques (REDD), un acuerdo de importancia capital ya alcanzado en Copenhague y que ha sido reabierto para definir aspectos elementales ya debatidos anteriormente. 

Este estancamiento en las negociaciones convierte a la reunión preparatoria del UNFCC (Convención Marco de Naciones Unidas sobre Cambio Climático)que se celebrará a finales de año en Tianjin, China, en la última oportunidad para que los  gobiernos resuelvan los temas principales de la agenda que permita aprobar un paquete de medidas sobre Cambio Climático en la próxima COP16 (XVI Conferencia de las Partes)de Cancún.

"Es muy preocupante comprobar como las discusiones a puerta cerrada en Bonn han sido una perdida de tiempo. Un ejemplo claro es el debate sobre financiación o sobre la mitigación de los impactos del cambio climático que no sólo ha retrocedido, sino que se ha polarizado aún más", afirmó Juan Carlos del Olmo, Secretario General de WWF España.

Todo o nada

WWF considera muy preocupante el discurso del "todo o nada" que se ha impuesto y que está paralizando las negociaciones. La organización insiste en la urgencia de conseguir acuerdos en Cancún en temas como la protección de los bosques, la adaptación al cambio climático y sus impactos y ha vuelto a recordar la necesidad de  que se ponga en marcha cuanto antes una financiación efectiva para que los países en desarrollo se adapten a los efectos del cambio climático.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de