WWF pide al presidente Rodríguez Zapatero que viaje a Copenhague para apoyar un acuerdo climático legalmente vinculante, suficientemente ambicioso y justo. En estos días, medios de comunicación de todo el mundo están anunciando que los países clave para lograr un acuerdo sólido en las negociaciones de Copenhague están echándose atrás en su objetivo inicial de alcanzar un resultado ambicioso.

Sin embargo, aunque es cierto que algunos países han mostrado una actitud pesimista respecto al resultado alcanzable en Copenhague, WWF cree que todavía es muy factible que la Cumbre del Clima de Copenhague llegue a un acuerdo ambicioso y sólido, que sitúe al mundo en una senda de aumento de las temperaturas por debajo de los 2º C.

De hecho, WWF recuerda que la mayoría de países del mundo, entre los que se encuentran los de África y los pequeños estados isleños, están insistiendo en que se tiene que alcanzar un acuerdo sólido y legalmente vinculante en Copenhague.

Todo está listo para alcanzar este objetivo, lo único que falta es voluntad política.

El acuerdo sobre el clima tiene que cubrir todos los puntos clave, desde mitigación, adaptación, tecnología, deforestación y financiación, y las Partes tienen que llegar a un consenso sobre estos temas en Copenhague.

El Primer Ministro danés Rasmussen ha sugerido alcanzar un acuerdo político que incluya todos los elementos esenciales y detalle el objetivo de reducción de emisiones de cada país, así como el contenido sobre financiación, adaptación, reducción de emisiones procedentes de la deforestación, etc. Esta propuesta parece ambiciosa pero falta un detalle crucial: el Tratado de Copenhague tiene que ser legalmente vinculante. WWF afirma que no hay razón alguna por la que el tratado propuesto por el Primer Ministro danés no pueda constituirse directamente como un acuerdo legalmente vinculante.

Mar Asunción, responsable del Programa de cambio climático de WWF España, declaró: “Puede que después de Copenhague todavía se tengan que concretar algunos detalles, pero el grueso del acuerdo legalmente vinculante puede alcanzarse en la capital danesa”. Y concluyó: “De hecho, sólo un acuerdo así garantizará una seguridad jurídica y económica que siente las bases para un cambio económico a gran escala, la única forma de evitar consecuencias catastróficas del cambio climático”.

WWF pide a los líderes políticos que anuncien lo que van a hacer y a lo que se van a comprometer, en lugar de echarse para atrás respecto a la obtención de un resultado ambicioso en Copenhague. Los ciudadanos del mundo esperan que actúen ya y no retrasen su acción en materia de cambio climático.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de