Arte contra el cambio climático

“La obra pretende poner los efectos de los desastres naturales sobre la mesa mientras se inauguró ayer la Conferencia de la ONU sobre el Cambio Climático en Bonn”, explicó a Efe su autora, Raquel Lejtreger. El móvil, de más de cinco metros de altura y ocho de diámetro, está compuesto por más de 2.000 rectángulos de papel poliéster impreso, suspendidos en el aire.

La autora, subsecretaria de Medio Ambiente de Uruguay en el gobierno de José Mujica (2010-2015), imprimió en los papeles imágenes de desastres naturales, fragmentos de canciones, obras literarias y testimonios de víctimas de desastres naturales.

Cambio climático

La disposición de la obra emula los restos que quedan tras una inundación, que provoca unos efectos que permanecen cuando “ya no salen en las noticias”, explicó Lejtreger. Eso hace que las poblaciones afectadas tarden hasta ocho años en recuperar sus trabajos, sus bienes y los servicios que se suministraban en la zona, agregó la artista.

Catástrofes naturales

“Las catástrofes naturales afectan principalmente a una población sin recursos, la excluida que ven multiplicada su vulnerabilidad al ocupar los terrenos más expuestos como las riberas inundables de los ríos, los acantilados o las laderas de las montañas”, destacó la ex subsecretaria de Medio Ambiente uruguaya. Lejtreger enfatizó asimismo que los cambios en el aire y los océanos provocados por la actividad humana han hecho que estos desastres sean más extremos que hace unos años y, sobre todo, mucho más frecuentes.

A pesar de la aceleración del cambio climático, Lejtreger se mostró optimista respecto a posibles soluciones que, a su juicio, pasan por poner el acento en “la relación que tenemos como sociedades con el territorio”. Afirmó que se debería empezar a planificar la forma de asentamientos, evaluar los cauces de los ríos y, sobre todo, pensar en cómo es el territorio y dejar de pensar en fronteras.

"Nos interesa una forma de gestión internacional pero justamente con optimismo y con la posibilidad de construir un mejor futuro”, concluyó la autora de “Intemperie”. La sede de la ONU en Viena acoge entes internacionales como el Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA), la Organización de Naciones Unidas para el Desarrollo Industrial (ONUDI) o la Oficina de la ONU contra las Drgas y el Delito (ONUDD).



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de