El consejero de Agricultura, Desarrollo Rural, Medio Ambiente y Energía, José Antonio Echávarri, ha participado esta mañana en el paraje del Monumento Natural de “Los Barruecos” en Malpartida de Cáceres, en la suelta de un águila real que ha sido tratado en cautividad durante los dos últimos años en el centro de recuperación de fauna de la asociación conservacionista AMUS en Villafranca de los Barros.

Esta especie amenazada, ha comentado, alcanza en la actualidad en Extremadura 115 parejas, lo que supone el máximo histórico en la región.

El ejemplar soltado hoy se llama “Velita”, por el lugar en el que fue encontrado tras sufrir un accidente al colisionar con un tendido eléctrico, ha explicado el consejero Echávarri, quien ha insistido en la importante labor que están realizando asociaciones ecologistas como ésta, así como el trabajo de la Dirección General de Medio Ambiente por mantener y recuperar especies en peligro de extinción, como el propio águila real o el lince ibérico; un trabajo que está dando sus frutos, con récord también de ejemplares de buitre negro (900 parejas) o cigüeña.

Por ello, ha agradecido a AMUS su trabajo, y ha recalcado que la Administración regional estará siempre acompañando y apoyando este tipo de iniciativas.

Por otro lado, el consejero ha visitado el Centro de Interpretación de “Los Barruecos”, en el que la Dirección General de Medio Ambiente, ha manifestado, ha invertido 250.000 euros en obras de mejora de accesibilidad, aparcamientos e instalaciones interiores.

El titular extremeño de Agricultura, Desarrollo Rural, Medio Ambiente y Energía ha estado acompañado por el director general de Medio Ambiente, Enrique Julián Fuentes.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de