La asociación ecologista WWF/Adena impulsará un proyecto piloto en Andalucía por el cual implantará sistemas economizadores de agua en viviendas de los municipios integrantes de la Mancomunidad de Municipios de la Comarca de Doñana, los cuales permitirán el ahorro de unos 10.000 hectómetros cúbicos al año.

Este proyecto, que cuenta con la subvención de la Red de Parques Nacionales, comenzará su andadura en los tres municipios de la comarca de Doñana de mayor presencia en el espacio natural: Almonte e Hinojos en Huelva, y Aznalcázar en Sevilla, según explicó a Europa Press el portavoz de WWF/Adena, Juanjo Romero.

El espíritu de esta iniciativa, según Romero, consiste en dar un paso más allá de la concienciación social sobre las medidas de ahorro en el uso del agua o conservación del medio ambiente y emprender acciones concretas que demuestren que este tipo de medidas “no sólo inciden en una importante reducción en costos económicos particulares y colectivos, sino también en la mejora de la calidad del agua disponible tanto para consumo humano como para nuestros entornos naturales”.

Así, los ecologistas de desplazarán a partir del mes de octubre hasta las viviendas de los municipios seleccionados y entregarán personalmente el dispositivo economizador de agua, adjuntando un folleto explicativo sobre su instalación, beneficios o el propio proyecto. “Se trata de poner al alcance de la mano de los usuarios esta herramienta para facilitar lo máximo posible su decisión”, indicó el ecologista.

Según precisó Romero, en esta primera fase se distribuirán unos 1.200 dispositivos, los cuales permitirán ahorra unos 10.000 hectómetros cúbicos de agua al año y supondrá un “significativa rebaja en el recibo del agua de los usuarios”.

Otra de las ventajas añadidas de esta iniciativa es que, al reducir el consumo de agua, “también se reducen la depuración y los vertidos”, con lo que los beneficios “se multiplican”.

Además, si esta primera fase resulta exitosa, los ecologistas tienen la intención de continuar con el proyecto ampliando la iniciativa a otros municipios de la Comarca de Doñana, siempre y cuando los Ayuntamientos muestren su conformidad.

La idea es, sobre todo, incidir en los municipios onubenses de Matalascañas y El Rocío ya que, especialmente en época de verano, concentran a mucha gente y el gasto de agua es “bastante elevado”. La implantación de medidas economizadoras del agua supondría un efecto “muy positivo en Doñana, reduciendo el impacto sobre la zona” y, además, “podría servir de ejemplo para concienciar a otras zonas de la región o de España”.

El consumo urbano del agua supone actualmente unos 5.000 hectómetros cúbicos al año, un 20 por ciento del total del agua consumida. El consumo medio diario por persona está en 171 litros, siendo Andalucía la Comunidad Autónoma que más consume, con 190 litros, y La Rioja la que menos, con 141 litros. Hay asimismo una gran variedad en el precio que pagamos por el agua urbana, que varía entre 1,64 euros por metro cúbico en Canarias y 0,61 euros en Castilla-León y Castilla-La Mancha.

WWF/Adena ha desarrollado proyectos de ahorro de agua en Alcobendas, Valencia, Castilla-La Mancha y Asturias. Asimismo, promueve ordenanzas municipales del agua que obliga a que los jardines públicos y viviendas construidas sean ahorradores, al contar obligatoriamente con tecnología que reduce el consumo del agua. Estas ordenanzas se han aprobado ya en Calviá, Alcobendas, Getafe, Tres Cantos, Vitoria, Castro Urdiales y muchos otros en proyecto como el del Ayuntamiento de Madrid.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de