El Laboratorio Dr. Oliver Rodés, principal centro privado de análisis de aguas en España, ha creado el sello de Control Sistemático, una distinción que garantiza la máxima calidad del agua de aquellas compañías que la comercializan como producto (empresas envasadoras y distribuidoras) o la utilizan como servicio (hoteles, balnearios, gimnasios o Spa).

En la actualidad, el Laboratorio Dr. Oliver Rodés trabaja para cientos de empresas de toda Europa relacionadas con el sector de las aguas envasadas, el farmacéutico y el control de aguas residuales. Desde su fundación en 1902 el centro se ha convertido en la principal autoridad en el análisis de aguas y goza de una gran reputación nacional e internacional.
 
Ahora el laboratorio ha decidido hacer de esta experiencia una garantía de calidad, y por ello ha creado el primer sello privado e independiente para las aguas, denominado Control Sistemático Oliver Rodés. Se trata de una distinción que certifica la calidad higiénico-sanitaria del agua y de todas las áreas que están en contacto con la misma, ya sean depósitos, tuberías, almacenes, maquinaria o entorno.

La obtención del sello es totalmente voluntaria y para disponer de él las empresas deben pasar unos controles específicos y lograr una puntuación mínima que certifique que sus niveles de calidad están acordes con los estándares del Laboratorio Dr. Oliver Rodés. En concreto, se realizan análisis de control físico-químico y microbiológico del agua y se revisan todos los procesos y las instalaciones que estén en contacto con el agua directa o indirectamente. Asimismo, también se lleva a cabo una formación al personal que interviene en el proceso.

A día de hoy son aproximadamente 20 las empresas que disponen del sello de Control Sistemático Oliver Rodés, mientras que una treintena más ya lo ha solicitado.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de