El Ministro de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Miguel Arias Cañete, subrayó que el préstamo del BEI “cierra las necesidades de financiación externa de la sociedad Acuamed [la Sociedad Estatal de Aguas de las Cuencas Mediterráneas] para su actual encomienda de actuaciones, garantizando así la ejecución y terminación de todas las obras previstas en su actual programa de inversiones”.

Durante el acto de formalización del contrato de préstamo entre el BEI y Acuamed, suscrito en la sede del Ministerio entre Arias Cañete y la vicepresidenta del organismo, Magdalena Álvarez, el ministro ha explicado que se trata de un préstamo por un importe máximo de 500 millones de euros, que se abona en dos tramos: uno inicial de 350 millones, objeto del contrato que se firma hoy, y otro de hasta 150 millones a firmar en 2013.

El dirigente también ha destacado que el plazo de amortización a 25 años, con 5 de carencia y a un interés favorable, “resulta muy adecuado en el actual escenario macroeconómico”.

Según ha destacado el Ministro, “este préstamo llega en un momento de vital importancia, cuando todavía queda mucho por hacer para cumplir con los objetivos y compromisos asumidos por España en materia de conducción, saneamiento, reutilización, depuración, desalación e irrigación de aguas”.

El programa de actuaciones que financiará el crédito incluye la ejecución de grandes obras de infraestructuras y trabajos de mantenimiento y conservación en los sectores de abastecimiento de agua, saneamiento, prevención de inundaciones y protección ambiental.

Según ha detallado Arias Cañete, con este dinero se llevarán a cabo un total de 28 actuaciones en cinco cuencas hidrográficas españolas (Ebro, Júcar, Segura, Mediterránea Andaluza y Cuencas Internas de Cataluña).

Asimismo, Arias Cañete ha recalcado que Acuamed dispone de capacidad financiera suficiente para asumir la devolución del préstamo, sin recurrir a otras aportaciones del Estado.

Finalmente, el Ministro ha destacado que todas las actuaciones programadas siguen las líneas estratégicas de la política del Gobierno en materia de agua, con “el objetivo fundamental de disponer de suministro de agua en calidad y cantidad, en todo el territorio nacional, con una visión integral del ciclo del agua, y contribuyendo al mantenimiento de los ecosistemas”.

“Un objetivo que lograremos mediante la consecución de un gran Pacto Nacional del Agua, fruto del cual propondremos un nuevo Plan Hidrológico Nacional, que tenga en cuenta todas las tecnologías e infraestructuras existentes”, ha concluido.

Programa de infraestructuras

El programa de actuaciones financiadas consta de cinco tipos de infraestructuras. Así, las intervenciones para la reutilización de aguas residuales van a consistir en la instalación de infraestructuras de tratamiento terciario para aguas residuales depuradas, en el marco de diferentes Estaciones Depuradoras (EDAR), con el objetivo de reducir la carga de nutrientes de estas aguas ya tratadas y darles calidad suficiente para que puedan ser utilizadas para riego y acondicionamiento de espacios urbanos.

En el grupo de actuaciones de desalación se incluyen 6 plantas, que producirán un total de 76 hm3 de agua al año y que podrán ampliar su capacidad de producción hasta alcanzar los 146 hm3 anuales.

Para la recuperación ambiental y prevención de inundaciones, de las 7 actuaciones previstas, 4 corresponden a prevención de inundaciones, problema que afecta con frecuencia a la zona de las Cuencas Mediterráneas, y otras 3 van orientadas a la restauración de los entornos fluviales.

De igual manera, se realizarán otras siete actuaciones para la gestión del agua, de las que 4 son conducciones que conectan entre sí varias plantas de tratamiento de agua para establecer redes de suministro que incrementen la garantía y seguridad del abastecimiento para los usuarios. El resto, incluye una actuación de abastecimiento y tratamiento de agua, otra de mejora de la transferencia de agua entre dos cuencas hidrográficas y una tercera de recarga de aguas subterráneas.

Por último, en relación con medidas de mejora de la eficiencia en el riego, está prevista una intervención cuya finalidad es interconectar infraestructuras ya existentes y automatizar su gestión a través del sistema de control remoto. Con ello se mejora la eficiencia y el rendimiento de los caudales de agua destinados a riego, evitando pérdidas de agua.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de