Esos fondos se reintegrarán en el presupuesto de la Unión Europea como consecuencia del incumplimiento de las disposiciones de la UE o de la aplicación de procedimientos inadecuados de control de los gastos agrícolas.

Los Estados miembros son responsables del pago y del control de los gastos correspondientes a la política agrícola común (PAC), siendo tarea de la Comisión asegurarse de que los Estados miembros hayan hecho un uso correcto de dichos fondos.

Al comentar esta decisión, Dacian Ciolo, Comisario de Agricultura y Desarrollo Rural, declaró que "nos estamos esmerando para conseguir que los gastos agrarios sean objeto de un control óptimo que permita comprobar que el dinero de los contribuyentes no se esté malgastando".

Principales correcciones financieras

En virtud de esta última decisión, se reclamarán fondos a Alemania, Bulgaria, Chequia, Chipre, Dinamarca, Eslovenia, España, Francia, Grecia, Hungría, Irlanda, Italia, Lituania, los Países Bajos, Polonia, Portugal, Rumanía, el Reino Unido y Suecia. 

En el caso de nuestro país, Europa nos reclama casi cinco millones de euros debido a la demora en los pagos, rebasamiento de los límites financieros, gastos no subvencionables y recuperación de la tasa lechera para 2009. Además de las primas por ganado, debido al incumplimiento por parte de los mataderos de la obligación de transmitir a las bases de datos las fechas de sacrificio correspondientes a los ejercicios financieros de 2006 y 2007.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de