Tras la detección en Alemania de dioxinas en grasas destinadas a la elaboración de piensos para alimentación animal, la Comisión Europea, en base a la información de la Red de Alerta Europea de piensos y alimentos, ha notificado que no se ha exportado desde Alemania ni grasas ni piensos compuestos potencialmente contaminados.

Según han informado también los servicios de la Comisión, toda la grasa para piensos, los piensos compuestos y las granjas potencialmente contaminadas han sido inmovilizadas por las autoridades alemanas como medida de precaución a la espera de los análisis de las dioxinas que se están realizando.

El Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino, mantiene un contacto permanente con la Comisión para el seguimiento de esta contaminación que ha provocado la inmovilización de 4.709 granjas en 8 landers, trasladando puntualmente estas informaciones a las Comunidades Autónomas.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de