El sector agroalimentario ecológico sigue creciendo en Cataluña pese a la crisis

El conseller de Agricultura, Ganadería, Pesca, Alimentación y Medio Natural, Josep Maria Pelegrí, acompañado del director general de Agricultura y Ganadería, Miquel Molins, y del presidente del Consejo Catalán de la Producción Agraria Ecológica (CCPAE), Daniel Valls, ha presidido la presentación de las estadísticas y la evolución del sector de la producción agraria ecológica en Cataluña 2000-2011.

En el transcurso de la presentación, Pelegrí ha remarcado la buena salud de la producción agraria ecológica en Cataluña a pesar del contexto global actual dado que se mantiene como una de las comunidades autónomas más dinámicas y continúa su línea ascendente tanto en número de operadores, como en superficie, en ganadería, en bodegas ecológicas, y las empresas comercializadoras y distribuidoras, y se podría hablar de 2011 como “un año de récord”.

Como ha puesto de manifiesto el consejero, el Gobierno catalán impulsa la agricultura y la ganadería ecológicas tanto por la excelencia de los productos que se obtienen como por los beneficios sociales y ambientales que aportan. “Cataluña ha sido pionera en España en el campo de la producción agraria ecológica, y, como constatan los datos presentados, continúa siendo una de las comunidades punteras”, afirmó Pelegrí.

De hecho, ya pesar de la crisis, la producción agraria ecológica catalana mantiene buenas perspectivas de crecimiento, convirtiéndose en uno de los pocos sectores primarios que tiene un comportamiento positivo y constituye una alternativa para otros productores y empresas agroalimentarias. “Los datos de crecimiento demuestran que se trata de un sector con vitalidad y buenas perspectivas de crecimiento, tanto en el mercado interno como para las producciones orientadas a los mercados exteriores”, constató Pelegrí, quien señaló que este crecimiento incide más en ciertos subsectores agrarios, como la viña, que en los últimos años está mostrando un elevado dinamismo y perspectivas, orientando su futuro hacia producciones de calidad con alto valor añadido. Además, la reciente aprobación de las normas europeas para la vinificación permitirá el etiquetado de los vinos como ecológicos y puede ayudar aún más las perspectivas de Cataluña en este campo. Otras producciones en expansión son el olivo y la ganadería de carne, así como las actividades industriales ligadas a la producción de alimentos ecológicos.

El titular del Departamento también ha constatado que, sin embargo, también hay ciertos subsectores de producción que aún no se desarrollan al ritmo de las necesidades que plantea el crecimiento del mercado interno de consumo, como la producción de frutas y verduras, o de leche y productos lácteos, que son los productos ecológicos más demandados por los consumidores catalanes. Cabe decir que la conversión de este tipo de producciones aún plantea dificultades técnicas que requieren “el desarrollo de soluciones adaptadas a nuestras condiciones, lo que pasa por el fomento de líneas de investigación aplicadas, la cual es justamente una de nuestras prioridades actuales”.

El conseller también ha querido constatar que la nueva Política Agraria Común (PAC) supondrá una oportunidad para ayudar al crecimiento del mercado ecológico, “que debemos aprovechar, ahora que toca preparar las medidas que se aplicarán a partir del 2015.

Pelegrí también se congratuló de que a pesar de las dificultades del momento actual, los consumidores siguen interesados en consumir productos saludables y de calidad, y ha anunciado que este año el Departamento quiere hacer un nuevo barómetro de percepción y consumo de los alimentos ecológicos entre los consumidores catalanes, para conocer en detalle lo que está pasando, orientar mejor las actuaciones a desarrollar, y seguir apostando para divulgar los beneficios sociales y ambientales de este tipo de producción entre la población catalana. “Desde el gobierno queremos ofrecer al consumidor interesado en los productos ecológicos la información de dónde puede encontrar y consumir este tipo de producto. Por este motivo, estamos interesados en proporcionarles una herramienta que les permita acceder a esta información, dado que la dificultad de encontrar los alimentos ecológicos es uno de los principales motivos que frenan el desarrollo de este sector. Una de las actuaciones que estamos desarrollando actualmente, y que nos permitirá reforzar la garantía que recibe el consumidor, es el establecimiento de unas normas específicas para aquellos operadores que venden productos ecológicos directamente al consumidor final, especialmente cuando se trata de productos que se fraccionan desde su envase o contenedor original”, explicó el consejero, añadiendo a la vez que también se está empezando a trabajar en el desarrollo de unas normas de certificación para la restauración colectiva, así como por el reconocimiento del producto local.

Josep Maria Pelegrí ha señalado que las medidas del Plan de Acción para la alimentación y la agricultura ecológicas “han tenido efectos positivos, pero ahora tocaba actualizar su contenido”, y por eso se convocó la Jornada de reflexión sobre la producción y la alimentación ecológicas en Cataluña, el pasado 13 de octubre, en Manresa, con todas las personas y entidades interesadas, y ha avanzado que, en consecuencia, “próximamente presentaremos un Programa de fomento de la producción agroalimentaria ecológica a aplicar a lo largo de esta legislatura, en el que participarán 7 departamentos del Gobierno, y que pivotará sobre tres ejes principales: el fomento de las producciones, el fomento de la comercialización, y el desarrollo del consumo, dentro de cada uno de los cuales se definirán unos proyectos de actuación, en el que participarán las unidades más directamente relacionadas. Así, mediante estos proyectos, se podrá concretar y desarrollar las actuaciones necesarias para conseguir el desarrollo del sector ecológico”.

El conseller también ha explicado que algunas de las propuestas que se incluirán en este nuevo Programa de Fomento formarán parte del Acuerdo Estratégico para la competitividad de la economía catalana y la mejora del empleo 2012-2015, y que en estos momentos, los diferentes departamentos, y en el caso del DAAM, todas las unidades relacionadas, están acabando de cerrar la propuesta de Programa de fomento que se presentará en breve. Finalmente, Pelegrí ha apuntado que, a diferencia del anterior Plan de Acción, este Programa de Fomento será un instrumento más ajustado a las necesidades ya las posibilidades, no tendrá una concepción tanto rígida y heterogénea, y podrá adaptarse a la entorno cambiante que hoy en día tiene nuestra sociedad, aprovechando todos aquellos impulsos que se vayan generando por parte de las empresas agroalimentarias y de la propia sociedad.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de