Directrices básicas para la cría manual de Psittacidas | Especial Biodiversidad Ecotimes

Buscar en todos los contenidos de Ambientum.com

Revista Ecotimes: la revista online del medio ambiente
>> Especial Biodiversidad

General

Directrices básicas para la cría manual de Psittacidas


lauramartin@ambientum.com

Alimentación de Trichoglossus moluccanus con jeringa.

Alimentación de Trichoglossus moluccanus con jeringa.

La destrucción del hábitat así como el tráfico ilegal de especies son dos de los factores que han llevado a muchas especies a la extinción. En la actualidad se llevan a cabo numerosos programas de cría en cautividad con el fin de poder reintroducir en algún momento a una especie en su medio natural además de estudiar la biología de las mismas para así establecer prácticas de conservación lo más eficaces posibles.

El presente trabajo se realizó en las instalaciones de papagayos del Zoo-Aquarium de Madrid con el fin de establecer unas pautas en cuanto a la cría artificial de Psittaciformes (orden al que pertenecen los loros) que sirvieran no sólo para responder mejor antes las necesidades  de cría de las especies estudiadas sino también para poder extrapolar los resultados obtenidos en la cría de especies cercanas.

Es importante realizar este tipo de estudios con el fin de obtener datos que permitan garantizar el éxito en la cría.

Las especies que se han estudiado en éste proyecto y que constituyen el pequeño núcleo de aves reproductoras son: Amazona aestiva, Ara ararauna, Aratinga solstitialis, Cacatua galerita, y Trichoglossus moluccanus con datos de reproducción correspondientes a los últimos años (2002- 2010).

La cría de papagayos en cautividad se realiza en 3 modalidades atendiendo a diferentes factores:

  • Los polluelos pueden ser criados íntegramente por los padres. Estos ejemplares tendrán muy poco contacto con las personas y sería conveniente llevarla a cabo cuando lo que se pretende es destinarlos como pájaros de cría o ejemplares susceptibles a ser liberados.
  • Las crías permanecen con los padres hasta aproximadamente los 15 días de vida, momento en el cual suelen abrir los ojos. Durante éstos primeros días los padres transfieren en el alimento defensas que fortalecen el sistema inmune de los polluelos. Cuando son sacados del nido ya han adquirido dichas defensas y pueden ser alimentados por las personas de una manera “artificial” a base de preparados específicos presentes en el mercado. Los individuos que son criados de éste modo son muy sociables y excelentes aves de compañía.
  • Los pollos son criados únicamente por personas desde el primer día de nacimiento. Éste manejo es utilizado sobre todo cuando los padres son incapaces de sacarlos adelante o si hay algún problema. Aunque no es el más aconsejable ya que como hemos mencionado anteriormente es más conveniente que los primeros días permanezcan con los padres, además el hecho de que sean alimentados desde el primer día de vida no los hace más dóciles por lo que en principio se utiliza únicamente en caso de necesidad.

Pareja adulta de Ara ararauna

Pareja adulta de Ara ararauna

Cuando los huevos son extraídos del nido con la finalidad de alimentar a las futuras crías son muchos los factores a tener en cuenta para garantizar la supervivencia de las mismas.

En primer lugar los huevos son identificados y depositados en una incubadora, con ella recrearemos los rangos de temperatura (37,2- 37,4 ºC), humedad y rotación del huevo (un mínimo de 4 veces al día para garantizar un desarrollo uniforme del sistema vascular del embrión y evitar una posible adhesión a la cáscara; si bien la incubadora permite un volteo constante del huevo con intervalos de 15 minutos) a las que se verían sometidos en condiciones naturales.

Tras la eclosión, las crías se mantendrán en la incubadora durante un periodo que variará en función de la especie, y que oscilan entre los 28 y los 32 días. Los ejemplares se mantienen en recipientes de plástico cuyo tamaño varía con la edad de los polluelos al igual que el sustrato de los mismos. Los materiales utilizados van desde toallas, papel, virutas de madera… sea cual sea el material empleado el requisito más importante que debe cumplir es que se sea absorbente y se pueda desechar para mantener unas condiciones de máxima higiene permanentes. De ésta manera evitaremos posibles infecciones. El uso de papel permite variar la rugosidad previniendo de ese modo malformaciones en las patas de los polluelos (En un principio el papel se pone muy arrugado).

El control de la temperatura y humedad de la incubadora así como la rotación periódica del huevo son factores indispensable parala cría artificial de papagayos.

La edad a la que se les pone una anilla identificativa varía con la especie, y debe tener lugar a partir de la tercera semana de vida; en especies de menos talla como los Trichoglossus moluccanus o Aratinga solstitialis la colocación de la anilla se hará a los 21 días del nacimiento y el material del que están realizadas es aluminio, mientras que en el caso de los Amazona aestiva, Ara ararauna y Cacatua galerita ocurrirá unos días más tarde dado su patrón de crecimiento más lento; y debido a que tienen un pico más robusto podrán ser de acero inoxidable.

En el mercado existen numerosas fórmulas destinadas a la cría artificial y que son específicas para los diferentes requerimientos dietéticos. Como veremos  posteriormente una de las cuatro especies (Trichoglossus moluccanus) posee una dieta diferente al resto, consistente en néctar y polen. Éstos preparados poseen 16-26% de proteína, 3- 16% de grasa y 2- 10% de fibra y se mezclan con agua a una temperatura determinada en función de las indicaciones del producto. En un principio la mezcla será bastante diluida y su administración se realizará cada pocas horas. Con el paso de los días la mezcla cada vez es más concentrada y las tomas son más espaciadas. Así mismo la alimentación se va complementando con fruta, semillas, pan, galletas, pipas… hasta que el polluelo es totalmente independiente y se alimenta por si mismo.

Alimentación de Ara ararauna mediante sonda

Alimentación de Ara ararauna
mediante sonda

El proceso de emancipación suele comenzar cuando el cuerpo está casi totalmente emplumado. Para determinar la cantidad de alimento que hay que proporcionar se debe pesar a las crías todos los días ya que en general se suministra un 10 % del peso del individuo. El pesaje diario también será un indicador esencial para determinar el estado de salud de los polluelos, y se realiza a primera hora de la mañana antes de la primera toma de comida.

La administración del alimento se realiza con jeringas o con sondas que introducen el alimento directamente en el buche, (algunos criadores lo hacen con cuchara, pero este método se tiene como desventaja la inexactitud en la medición de la cantidad de alimento ingerido). Lo habitual es que la cría se inicie a jeringa para pasar paulatinamente al uso de la sonda.

En un principio la jeringa va a estimular a las crías para que ellas mismas realicen la acción de tragar. La alimentación con sonda supone un ahorro de tiempo pero no sólo eso sino que a medida que los polluelos crecen son más activos y es la única manera de garantizar que tomen todo el alimento que queremos proporcionar en cada una de las tomas. Aún así a veces los polluelos no admiten a jeringa y la sonda se usa desde un primer momento. Hay varios parámetros que deben vigilarse para cada toma de alimento, ya que influirán en el correcto crecimiento de la cría y en su salud. Son volumen, densidad (porcentaje de sólidos), frecuencia de alimentación y temperatura. Con las dos técnicas hay que prestar especial atención a la temperatura a la que se le está suministrando el alimento, pero con la sonda se debe hacer más hincapié en éste aspecto ya que se corre el riesgo de provocar quemaduras en el buche, dado que se está introduciendo la papilla directamente en el mismo, sin la posibilidad de que el ave pueda rechazarla por estar demasiado caliente, lo que sí ocurre con la jeringa. Como hemos indicado anteriormente la higiene vuelve a ser un factor fundamental.

La cría manual de papagayos es un proceso muy laborioso en el que se deben tener en cuenta multitud de factores que varían con la edad y la especie en cuestión. Éstos factores no sólo se refieren al mantenimiento de los individuos sino también a su manejo y a la alimentación que éstos van a recibir.

En un principio cuando los huevos se sacan del nido éstos pueden ser introducidos en la incubadora directamente o bien se espera a que se complete la puesta de la pareja para introducirlos todos a la vez. De ésta manera lograremos sincronizar la eclosión de los pollos. Es importante que si se opta por la última alternativa que no se haya iniciado la incubación ya que esto podría conducir a una muerte prematura del embrión.

Como ya hemos mencionado anteriormente hay 3 puntos en los que debemos prestar especial atención: temperatura, humedad y rotación de los huevos en la incubadora.

  • La incubadora debe mantener una temperatura más o menos de entre 37,2 y 37,4 grados. Éstas medidas se realizan gracias a un equipo regulador de la temperatura que posee varios termómetros, los cuales realizan una medida de temperatura periódicamente. Además es necesaria la presencia de un equipo ventilador que facilite la circulación del aire y por tanto mantenga una temperatura constante dentro de la incubadora.

  • Los huevos van a ir perdiendo agua por evaporación durante todo el tiempo que permanezcan dentro de la incubadora. Esta pérdida de peso es normal dentro de unos límites. Cuando la pérdida de agua del huevo es significativa el resultado puede ser fatal apareciendo problemas como malformaciones en las patas o deficiencias en el sistema inmune.
    Existe una fórmula que permite calcular la pérdida de peso en gramos.
    (Peso inicial- Peso actual)/ Días de incubación= Gramos perdidos por día de incubación.

  • Los huevos deben ser rotados un cuarto de giro un mínimo de 4 veces al día. El giro de los huevos permite un desarrollo uniforme del sistema vascular del embrión así como evitara que el embrión quede pegado a la cáscara.

La dieta suministrada a cada uno de los ejemplares debe de ser específica para cada especie para cubrir satisfatoriamente sus requerimientos nutricionales.

Una vez en la incubadora se realizará un seguimiento de los huevos mediante un ovoscopio, gracias a él podremos observar si los huevos son fértiles y el desarrollo de los mismos, de ésta manera nos aseguraremos del buen estado de salud de los embriones. A los 5-7 días de realizar la puesta podemos observar un círculo rojo dentro de la yema del huevo. Seguidamente aparecerá una mancha roja dentro del círculo, que corresponde al embrión, por último veremos como del círculo nacen unas venas que con el paso de los días irán dominando todo el huevo salvo la cámara de aire. Es por esta cámara de aire por dónde el polluelo realizará un primer agujero a través del cual respirará hasta que la eclosión se complete. La concentración de dióxido de carbono aumenta y la de oxígeno disminuye es por eso por lo que el pichón atraviesa la cáscara para poder respirar. Este proceso suele durar de 24-48 horas. En este tiempo el individuo reabsorbe lo que queda de yema hacia su abdomen.

El periodo de incubación varía entre especies, poseyendo las de mayor tamaño mayores periodos de incubación.

  • Amazona aestiva: 25 días.
  • Ara ararauna: 26 días.
  • Cacatua galerita: 26-28 días.
  • Aratinga solstitialis: 27 días.
  • Trichoglossus haematodus: 25 días.

Como ya se ha comentado los polluelos suelen ser criados por los padres aproximadamente durante 15 días. Pero hay excepciones, cuando se considera que los progenitores no son capaces de sacar adelante a la nidada o a parte de ella los pichones se extraen del nido. Lo mismo pasa con los huevos que se depositan desde un principio en la incubadora.

El primer alimento que se les da a los polluelos consiste en pequeñas cantidades de suero. El suero impide que los pequeños se deshidraten y limpia el tracto gastrointestinal. Hasta que los polluelos no realicen su primera deposición y se compruebe el estado de la misma no se procederá al cambio de la alimentación.

El siguiente paso es la toma de “agua de papilla” así denominamos a la parte líquida que permanece flotando tras preparar un recipiente de papilla y haberla dejado reposar.

Pareja de Ara ararauna comenzando a emplumarse

Pareja de Ara ararauna comenzando a emplumarse

El agua de papilla contiene sedimentos pero está muy diluida lo que facilitara su digestión. Gracias a la misma los ejemplares no se deshidratan y además reciben su primer alimento. Tanto las tomas de suero como de agua de papilla se realizarán aproximadamente cada hora y en pequeñas dosis de ésta manera el buche empieza a funcionar progresivamente sin sobrecargarse.

A partir del segundo día más o menos, los ejemplares pasan a una alimentación basada en papilla. En éste caso la papilla empleada es de la marca Kaytee ® por considerarse la más completa y la más parecida a la suministrada por los padres. En el caso de los loris la papilla con lo que se les alimenta se llama Nekton®. Los loris en la naturaleza se alimentan sobre todo del néctar de las flores (esto se puede apreciar en la estructura de su lengua) y el Nekton® es una mezcla de néctar y polen muy semejante a la que encontramos en la naturaleza.

Las tomas de papilla se van separando en el tiempo y se tornan más concentradas a medida que aumenta la edad del polluelo. Todas las mañanas antes de alimentar por primera vez a los pichones se debe pesarlos; así nos aseguraremos de que el individuo crece como es esperado y también calcularemos la cantidad de alimento a suministrar en cada toma, y que será el equivalente al 10 % de su peso corporal diario.

El método empleado para alimentar a los pequeños es el de la jeringa o la sonda. En función de la edad las jeringas y sondas poseen diferentes diámetros. La manera en la que se realiza es la siguiente: Se deposita al individuo en un recipiente con papel para que no se escurra y le sujetamos la cabeza con la mano izquierda pero permitiendo que realicen el movimiento de tragado (así podremos introducir alimento cuando el animal nos lo pida y evitaremos que se atragante) y poco a poco con la mano derecha empujamos el pistón de la sonda o de la jeringa. Tras alimentarlos deberemos tener cuidado con su manejo y evitar que regurgiten lo comido.

La temperatura a la que se encuentra el alimento es muy importante, al utilizar jeringas y sondas los pequeños no podrán rechazar un alimento excesivamente caliente y corremos el riesgo de provocar quemaduras en el buche. Un buche quemado se tornara de color rojizo, en este lugar aparecerá una costra y finalmente se abrirá un agujero por dónde saldrá la comida. Por ello resulta conveniente controlar la temperatura del alimento simplemente con un termómetro de cocina, que rondará los 45ºC.

Otro de los problemas que puede surgir a menudo y sobre todo en especies de rápido crecimiento como los guacamayos es el raquitismo y fracturas en extremidades, por ello puede resultar de gran ayuda un aporte extra de calcio.

Después de cada toma los polluelos deben ser limpiados con un tejido suave, la higiene en la cría manual es un aspecto muy importante. De la misma manera jeringas y sondas deben ser desinfectadas después de cada uso.

Ejemplares de estudio a los pocos días de vida.

Ejemplares de estudio a los pocos días de vida.

Cuando los pichones estén cubiertos de plumas prácticamente en la totalidad de su cuerpo y empiecen a demostrar interés por lo que les rodea será un buen momento para iniciarles en la alimentación sólida. Por ello colocaremos un recipiente con mixtura (fina o gruesa), pipas, pan, galletas y fruta variada de ésta manera los animales se irán familiarizando a las diferentes texturas y sabores y de esta manera las tomas de papilla irán disminuyendo para finalmente dejar paso exclusivamente la alimentación sólida.

Ya en ésta época los polluelos se sacan durante algunas horas a al exterior, ésta exposición al sol es muy importante gracias a ella aumentan los niveles de síntesis de vitamina D, imprescindible para la absorción de calcio. De ésta manera reforzaremos el esqueleto.

Resultados

Mientras que las gráficas de peso y volúmen muestran un comportamiento proporcional a los días de vida del individuo, la gráfica que enfrenta número de tomas diarias y edad del polluelo es inversamente proporcional.

Éstas gráficas muestran cómo evoluciona el peso de diferentes ejemplares de Cacatua galerita, Trichoglossus moluccanus, Aratinga solstitialis, Ara ararauna y Amazona aestiva. Cómo podemos observar las 4 gráficas presentan un mismo comportamiento. En los primeros días de vida el peso se mantiene constante y no aumenta o lo hace muy discretamente. Es a partir del día 11 aproximadamente cuando en las 4 especies estudiadas se puede apreciar una fase exponencial en la que los polluelos aumentan de peso muy rápidamente. En torno al día 30 vemos una fase estacionaria en la que los individuos no aumentan ni disminuyen de peso. Finalmente alrededor de los 60 días se produce una leve pérdida de peso hasta que de nuevo se estabiliza.

En cuanto al volumen, la tendencia que observamos es un aumento progresivo desde el primer día hasta alcanzar la cota máxima del día 25-33 variando según la especie. A partir de éste momento el volumen total ingerido va disminuyendo hasta desaparecer por completo.

Como podemos observar el comportamiento de la gráfica que muestra el número de tomas por día es diferente al de las anteriores. El número de tomas  proporcionadas a los polluelos es máximo en los primeros días de vida para después ir disminuyendo.

Por otro lado estas gráficas nos permiten ver cómo influye la especie de los pequeños en la duración del periodo de alimentación manual. Como vemos las especies de mayor tamaño como las Cacatúas y los Amazonas tardan más tiempo en emanciparse (En torno a los 100 días) que las especies de menor talla como las Aratingas y Loris que se independizan alrededor de los 90 días de vida.

Discusión

Cómo podemos observar en las gráficas que relacionan peso de los polluelos (en gramos) con edad de los mismos, podemos apreciar una tendencia común: Fase de arranque, fase exponencial, fase estacionaria y fase de destete.

Grafica peso edad

Desde el momento de la eclosión hasta los 3 días de vida aproximadamente los pollos no crecen, esto sucede en todas las especies estudiadas y es debido al cambio en la obtención del alimento, en el interior del huevo se realiza a través de la yema y una vez en el exterior deben poner en funcionamiento el intestino de los individuos. En éste caso la duración de ésta fase, conocía como fase de arranque, es muy similar en todas las especies, por lo que podemos afirmar que la especie no influye en éste aspecto. Durante estos días los pollos sobreviven gracias a las reservas que poseen. Si la fase de arranque se prolonga mucho en el tiempo la salud del individuo se puede ver comprometida e incluso puede tener un fatal desenlace. Por ello es imprescindible llevar a cabo una correcta alimentación desde el primer día.

Después de la fase de arranque se aprecia un crecimiento constante, del día 4 al día 30 de vida. Se trata de la fase de crecimiento exponencial, al igual que la fase de arranque la duración de ésta etapa no es dependiente de la especie aunque sí lo es el peso que los pollos alcanzarán. Al final de la fase exponencial los ejemplares alcanzan el peso máximo, que en muchos casos iguala o supera al de los padres.

Durante ésta época se almacenan las reservas gracias a las cuales se mantendrán en buen estado de salud durante la fase de destete.

A continuación en las gráficas se aprecia la fase estacionaria, en ella el peso de los polluelos se mantiene más o menos constante. Ésta fase comienza a partir del momento en que los polluelos alcanzan el peso máximo: Amazona aestiva (43 días aprox.), Ara ararauna (60 dias aprox.), Aratinga solstitialis (40 días aprox.), Cacatua galerita (45 días aprox.), Trichoglossus moluccanus (40 días aprox. ). Los pequeños comienzan a picotear fruta, mixtura, pan, galletas… por ello el peso se mantiene. Cuando los individuos alcanzan un peso adecuado y saben comer otro tipo de comida empiezan a reducirse las tomas, de ésta manera se les incita a cambiar poco a poco el tipo de alimentación y a independizarse totalmente (Fase de destete). El vuelo, nacimiento de las plumas y destete ocurre simultáneamente por lo que los polluelos perderán peso debido al gran gasto de energía que suponen los 3 procesos.

El seguimiento que se realiza del peso de los pollos es determinante para decidir el número de tomas que se proporcionaran y el volumen de las mismas. Cómo observamos en las gráficas de peso ambos factores siguen una relación inversamente proporcional, es decir, a medida que avanzan los días el número de tomas aumenta en un principio para luego ir disminuyendo al contrario que ocurre con el volumen de las mismas que es mínimo al principio para ir aumentando progresivamente hasta igualarse a la capacidad máxima del buche. La capacidad máxima del buche varía con la especie y con el tamaño de cada uno de los individuos.

 

Capacidad máxima del buche en cada unas de las especies

Especie

Capacidad máxima aproximada del buche

Amazona aestiva

25 ml.

Ara ararauna

60 ml.

Aratinga sosltitialis

10 ml.

Cacatua galerita

25-30 ml.

Trichoglossus haematodus

20 ml.

El volumen total de alimento alcanza su máximo en la fase estacionaria, después disminuye al igual que el número de tomas hasta alcanzar en la fase de destete un mínimo que se corresponde con la capacidad máxima del buche, es decir 1 sola toma de 10 ml por ejemplo en el caso de las Aratingas solstitialis.

El análisis de los datos revela cómo afecta la edad a la que se sacan los polluelos del nido a su posterior desarrollo. En el caso de los Trichoglossus moluccanus vemos como el nº7 que es sacado del nido a los 13 días pesa 82 gramos, que es aproximadamente lo que pesan los ejemplares que son sacados del nido desde la eclosión (o que incluso eclosionan en la incubadora) a los 40 días de vida. A su vez estos pollos se independizan totalmente mucho antes que los demás. Aunque los loris en concreto presentan una dieta basada principalmente en néctar, polen y fruta también toman mixtura de grano fino. La semilla es un tipo de alimento muy energético por lo que cabe pensar que es esto lo que les hace engordar tan rápidamente y es que los preparados comerciales poseen una mezcla equilibrada de los elementos necesarios para el bienestar de los pequeños y por eso el porcentaje en grasas es menor que el de las semillas.

La importancia de que la dieta sea lo más parecida a la que tendrían en su hábitat natural se puede observar en la trayectoria del loris número 2, como vemos el peso alcanzado por este loris está muy por debajo del peso de la media. Lo que ocurre es que éste pollo fue alimentado durante algunos días con papilla multifrutas de bebe. Éste tipo de papilla no específica lo que hace es mantener constante el peso de los individuos pero no aumentarlo como debería. Por ello podemos apreciar el inicio de 2 fases estacionarias: del día 23 al 37 y del día 46 al 55, días en los que se le suministró papilla multifrutas de bebe. Así mismo del día 37 al 46 vemos como el crecimiento se ajusta a lo esperado en la fase logarítmica, fase en la que por edad lo encontraríamos, esto es debido a que en esos días fue de nuevo alimentado con Nekton® (alimento específico para loris). Éstos parones en el desarrollo del loris afecto a posteriori en la edad a la que se le comenzó a proporcionar alimento sólido (60 días de edad) y a su emancipación que fue mucho más tardía.

En cuanto a los loros Amazónicos (Amazona aestiva) llama la atención el desarrollo tan similar que tienen todos. Este hecho puede deberse al hecho de que todos se sacan del nido desde el primer día de vida y además pesan aproximadamente lo mismo (10-12 gramos).

Si nos fijamos en el grupo de guacamayos estudiado podemos apreciar como en cuanto comienza la fase exponencial de crecimiento (en torno al día 15 de vida) se aprecian una evolución conjunta por un lado de los individuos 1 y 2 y por otro lado de los individuos 4, 5 y 6, alcanzando un mayor peso 1 y 2. Analizando los resultados vemos que la técnica empleada en la cría es diferente. Desde un principio el volumen total ingerido por 4, 5 y 6 es menor que 1 y 2 pero además el número de tomas proporcionadas a 4, 5 y 6 es más constante desde el nacimiento hasta el destete fluctuando entre 8 y 4 tomas diarias. Como observamos los individuos 1 y 2 ingieren un gran número de tomas los primeros días de vida pero a medida que avanzamos en el desarrollo el número de tomas disminuye mientras que el volumen de las mismas aumenta hasta alcanzar la máxima capacidad del buche (60ml). En 4, 5 y 6 el volumen de las tomas también aumenta con la edad de los polluelos pero no llega a alcanzar la capacidad máxima del buche ya que se le proporciona un volumen equiparable al de 1 y 2 pero repartido en un mayor número de tomas.

Como consecuencia de lo anteriormente enunciado los polluelos 1 y 2 son más precoces que 4, 5 y 6 en todas las fases de su desarrollo, es decir, comienzan a ingerir alimento sólido y se emancipan completamente antes que 4, 5 y 6. Sin embargo el peso en el momento de la emancipación similar en todos los casos por lo que la única ventaja que presentaría seguir el modelo seguido por 1 y 2 sería el promover e incitar a un desarrollo más veloz en los pequeños.

CONCLUSIONES
  • Factores como temperatura y humedad (y rotación de los huevos cuando los polluelos aún no han eclosionado), son muy importantes para el correcto desarrollo de los polluelos.
  • La curva de crecimiento es de tipo sigmoideo con una fase de arranque, exponencial, estacionaria y de destete.
  • La alimentación proporcionada desde el primer día de vida debe ser específica para los requerimientos alimentarios que presenta cada una de las especies.
  • Las especies de mayor tamaño (como amazonas, guacamayos y cacatúas) presentan un desarrollo más lento que las especies de menor tamaño (como aratingas y loris) y por tanto tardarán más tiempo en ser completamente independientes.
  • Los pollos de cada especie tienden a seguir un patrón de crecimiento homogéneo una vez que se establecen pautas de manejo constantes y específicas (alimentación, temperatura).

Los comentarios de los lectores

26/04/2014 18:21:11
¿Que sentido tiene este artículo sin una mención a las especies en peligro de extinción ibéricas? De que biodiversidad estamos hablando? de la Americana o de la existente en la península. Para tierras americanas lo veo muy interesante pero no entiendo que sentido tiene este artículo en relación a la conservación de la biodiversidad de especies autóctonas teniendo en cuenta que educar a la población a criar loros lo único que va a promover es su comercio internacional y la potenciación de este sector con todo lo que ello conlleva. Los loros como todas las especies deberían vivir y ser protegidas en sus habitats naturales.
SionKnight
28/04/2014 11:00:40
Como bien indicas este artículo habla de cómo llevar a cabo de una manera correcta la cría de algunas especies de psittácidas, lo cual puede ser útil para entidades que estén llevando a cabo programas de conservación ex-situ de especies cercanas y que a día de hoy se encuentren en peligro. Por otro lado en muchos por no decir en todos los proyectos de conservación de especies (ya sean autóctonas de la península o no) es necesario llevar en paralelo programas de cría en cautividad y no creo que por ello se potencie el comercio. Para concluir aclarar que la revista Ecotimes se publica tanto en España como en Latinoamérica. Espero que el resto del Ecotimes haya estado a la altura de sus expectativas. Gracias.
Laura Martín
17/06/2017 18:46:41
Hola: Me parece muy interesante y bastante completo todo el articulo sobre la cria de psitacidas pero hecho de menos una information que yo no tengo muy clara y es la temperatura y humedad de la incubadora o nacedora para pollos recien nacidos y de que manera se van variando esos parametros segun van creciendo. Si me podeis ayudar en este tema os lo agradeceria.
Jose Luis Sanchez

Escribe tu comentario

Nombre

Comentario

Correo-e

(no se mostrará en el comentario)

Ésta es la opinión de los internautas, no la de ambientum.com.

  • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
  • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
  • Avísanos de los comentarios fuera de tono.

Ambientum portal de medio ambiente

Cerrar [X]Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies