Home ¡Visita aquí el portal actual y su nuevo contenido!
  Noticias
Estás en > Actualidad > Revista enero-febrero
Enviar a un amigo
Revista Ecotimes diciembre
Revista Ecotimes diciembre

RESIDUOS. LA LUPA
Esta planta.. ¡funciona como la televisión!

 

Una novedosa tecnología canadiense para tratar los residuos se instaura en España. Funciona como la 'tele' y como las bolas de luz. Sus detractores dudan de sea una energía tan 'limpia. Por Ana García

 
El mecanismo que usa esta bola de plasma sirve también para tratar los residuos. / Ambientum
 
Tratar los residuos con un mecanismo muy parecido a lo que puede encontrarse en el televisor de plasma del salón. El proceso de plasma se presenta como un gran avance respecto a las alternativas hasta ahora utilizadas, ya que reduce las emisiones contaminantes. También recupera más energía de la necesaria en el proceso, por tanto, el balance energético resultante es positivo.
La grupo Hera junto con la canadiense Plasco Energy Group Inc., son las encargadas de llevarlo a cabo en España. El lugar elegido es el municipio de Castellgalí, en Cataluña.

La antorcha de plasma es un mecanismo de reciclado que funciona a nivel molecular.
 
 

>Seres vivos que devoran la basura

> Los residuos industriales a debate

> 90 millones de euros para una incineradora

 
Se trata de gasificar los residuos y transformarlos en un gas intermedio (gas de síntesis), también llamado gasógeno o syngas. Por otro lado queda un sólido vítreo, que puede tener otros usos: sirve desde para obtener material de construcción, aislantes térmicos y acústicos, hasta bisutería.
 
  Las instalaciones de Castellgalí.


El plasma es el conocido como cuarto estado de la materia. Es un estado gaseoso, y repleto de iones (partículas cargadas), que es capaz de conducir la electricidad. Además , el plasma es una fuente de radiación ultravioleta (UV).


La naturaleza está repleta de fenómenos que utilizan este estado de la materia en su funcionamiento. Es el mecanismo que utilizan, por ejemplo, los relámpagos para brillar. Pero también es cada vez más frecuente en diseño (las “bolas de plasma” de decoración).
 
Los residuos pasan a través de una antorcha a 10.000 ºC, que los reduce a moléculas
     
Aunque si por alguna utilidad es conocido el plasma es por su aplicación en las nuevas pantallas planas de televisión: están formadas por numerosas celdas diminutas situadas entre dos paneles de cristal, que contienen una mezcla de gases nobles (neón y xenón). El gas en las celdas se convierte eléctricamente en plasma, que es el responsable de la emisión de luz.

Los residuos se hacen pasar a través de la antorcha (arco de plasma), donde las altas temperaturas, que llegan hasta los 10.0000 ºC , y la radiación ultravioleta, rompe los residuos hasta dejarlos en moléculas.

Los defensores de esta técnica consideran el tratamiento con plasma como
 
    En la planta de plasma, la basura se transforma en una sustancia parecida a la lava./ Ambientum
 
“una tecnología limpia”, y defienden que ”no se trata de una forma de incineración”.
“A las elevadas temperaturas con las que se trabaja, la materia orgánica e inorgánica no se oxida”, sostienen desde Hera.
 
Los ecologistas creen que se trata de un tipo encubierto de incineradora


La explicación es la siguiente: “La materia no se quema sino que se degrada en átomos que se reciclan en gas de síntesis y en un material vítreo, similar a la lava”.

Sin embargo, sus detractores no ahorran en críticas “las altas temperaturas dan un derroche energético importante”, defiende el colectivo Ecologista en Acción en Cataluña. “Si se derrocha energía no se puede hablar de rentabilidad energética del proceso”, explican.

Por su parte, los responsables de la planta de Castellgalí defienden lque las ventajas de la técnica es “que reduce el volumen de residuos”. La traducción en cifras, sostienen, es de 1000 kilos a uno.

Además, afirman que reduce la formación de moléculas orgánicas complejas (dioxinas y furanos, altamente tóxicos y perjudiciales).
 
La instalación será capaz de tratar 75 toneladas de basura diarias
     
La técnica de conversión de basuras a través del plasma ya se utiliza en una planta similar, en Ottawa. En este caso, la fábrica procesa 85 toneladas cada día. Un poco menos que su futura hermana pequeña catalana que será capaz de tratar 75 toneladas diarias.
 
El colectivo ecologista Greenpeace recuerda que “esta tecnología está catalogada por la Unión Europea como una incineradora”, y afirma que tiene “similares problemas de emisión de sustancias tóxicas” que estas instalaciones.
 
    La basura se tritura como si la llegara un relámpago
 

Un argumento en el que coincide Ecologistas en Acción de Cataluña, que señalan además “las elevadas inversiones que requieren” este tipo de tecnologías.

“El derroche energético y la falta rentabilidad del proceso la hace poco verde”, dice el responsable de Ecologistas, que piden “más desarrollo” para que el plasma pueda entrar dentro de las técnicas verdes.

 

 
Volver al menú de la revista


Los comentarios de los lectores

14/12/2009 22:10:29
Las antorchas de plasma térmico de potencia no tienen parecido con los televisores. Hace años que en España se usan para la reducción de polvos de acería y para eliminación de sustancias cuya incineración normal pueda generar dioxinas.
Gerardo García García
22/04/2013 4:52:15
Esta bien si tiene aristas de ser muy limpia, conforme al derroche seria de poner mas accesos de agua para aumentar la generación con mas MW o con motores capaces de utilizar las gasificaciones siempre para la generación de 9.5 MW que me parece ya se encuentran en el mercado
Mynor Guzmán

Escribe tu comentario

Nombre

Comentario

Correo-e

(no se mostrará en el comentario)

Ésta es la opinión de los internautas, no la de ambientum.com.

  • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
  • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
  • Avísanos de los comentarios fuera de tono.
 

Noticias de última hora
Especial S.O.S. Costas Españolas
Suscríbete